Paraguay: Gobierno asegura que hay gas y también petróleo en el Chaco

Entre el “debe haber” y el “hay” existe gran diferencia. Ahora, el Vicepresidente Federico Franco renueva las ilusiones del Paraguay y asegura que este Gobierno encontrará petróleo en el Chaco.

El Poder Ejecutivo, a través del Presidente en ejercicio, Federico Franco, está convencido de que en el Chaco paraguayo existen petróleo y gas, recursos naturales que posibilitarán al país desprenderse de la importación de los combustibles fósiles, que tanta divisa nos consume.

El Vicepresidente se reunió con empresarios de la Asociación de Amistad Paraguayo-Alemana, a quienes explicó pormenores del denominado plan estratégico de visión de futuro. “Antes de que termine el período constitucional de este Gobierno vamos a encontrar petróleo en el Chaco y vamos a tener suficiente energía además de la eléctrica”.

“Esa va a ser nuestra base de desarrollo”, sostuvo Franco, quien en ningún momento citó a las empresas que hacen exploración de hidrocarburos en la Región Occidental. El segundo del Presidente Fernando Lugo no aportó datos técnicos sobre la existencia de gas y de petróleo en el Chaco.

Se remitió a afirmar que “a 7 kilómetros de la frontera Paraguay- Bolivia existe gas, y Argentina también tiene petróleo y que Paraguay está en la misma cuenca”, manifestó.

ALGUNAS ACCIONES

La corporación Pantera Petroleum ha anunciado que ha localizado un bolsón de petróleo en la región norte de Paraguay sobre la base del reprocesamiento de investigaciones hechas en décadas pasadas por otras empresas. Informó que el bolsón tiene una reserva recuperable de 129 millones de barriles y se ubica en el área de Curupayty, margen Sur de la cuenca del Chaco.

La búsqueda de petróleo es una vieja tarea en Paraguay, pero los esfuerzos han sido siempre infructuosos o abandonados, debido a los elevados costos de la investigación por la profundidad de las excavaciones. Pantera Petroleum, con sede en Austin, Texas, EEUU, tiene derechos sobre cinco concesiones en el norte del país con un área de 1,61 millones de hectáreas.

En un comunicado, la empresa dijo que su descubrimiento se produjo en el reprocesamiento digital de operaciones sísmicas 2-D o bidimensional, realizadas en su concesión en 1993 por Phillips Petroleum y 1971 por Texaco. Indicó que se ha identificado un depósito potencial sobre un área de 3.000 hectáreas en la perforación, llamada Pantera 2.

La profundidad proyectada de dicha acumulación es de unos 1.250 metros y la potencial reserva expuesta estimada es de 129 millones de barriles. Ese volumen es prácticamente insignificante si se compara con las reservas probadas de Venezuela, de 80.000 millones de barriles. En el 2005, estaban en el Chaco Boreal buscadoras de gas como la británica CDS Oil & Gas Group y la estadounidense Morrison Mining. Lo que encontraron fue muy poco y nada comercial. De acuerdo a los antecedentes, el petróleo se busca en Paraguay desde 1947 con la perforación de 50 pozos, sin el éxito esperado.

ESPERANZA RENOVADA

Ahora, el Vicepresidente de la República renueva las esperanzas de hallar petróleo en el Chaco. Mientras tanto, informó que Paraguay está tomando con seriedad la alternativa de pagar con alimento por el combustible que importamos de Venezuela.

LA MENTIRA

El ex Presidente de la República, Nicanor Duarte Frutos, había anunciado que “Paraguay ya es un país petrolero”. Lo hizo en plena campaña proselitista, a poco de las elecciones internas dentro del Partido Colorado.

Sin embargo, poco tiempo después, tras el término de los comicios, la compañía privada que realizaba la búsqueda comunicó que se retiraba del Chaco, por no encontrar petróleo para explotar a nivel comercial. “Vamos a encontrar petróleo”, prometió ahora el Vicepresidente Franco.

Fuente: Petrolnews.net