Malvinas: Otro cruce por el petróleo

PESE A LA QUEJA ARGENTINA, EL REINO UNIDO RESPALDO LA EXPLORACION

El gobierno británico avaló las actividades de exploración que realizará una compañía inglesa en las islas del sur. Fuentes de la Cancillería advirtieron que la actividad de las petroleras será ilegítima porque vulnera resoluciones de la ONU.

Argentina y Gran Bretaña volvieron a cruzar declaraciones por el inicio de las actividades británicas en busca de petróleo en las islas Malvinas. En respuesta a la protesta que esta semana envió la Cancillería, ayer el Reino Unido respaldó los trabajos de exploración que realizará una compañía inglesa e hizo saber que su diplomacia está en “alerta” porque maneja la hipótesis de que la Argentina puede intentar bloquear la llegada a las islas de la plataforma petrolera, que está siendo trasladada por mar desde Escocia. Fuentes de la Cancillería argentina descalificaron este argumento y señalaron que se trata de una “cortina de humo” para distraer la atención de la cuestión de fondo de la soberanía. También advirtieron que la actividad de las petroleras será ilegítima, por lo que las empresas quedarán expuestas a futuros juicios.

La réplica a la queja nacional fue difundida por el diario londinense Financial Times. “Los diplomáticos británicos señalan que hay pocas expectativas de una acción militar directa de Argentina. Sin embargo, están alertas ante una posible acción alternativa: que Argentina intente interrumpir el paso de la plataforma (contratada por la compañía Desire Petroleum) usando navíos civiles”, señala el artículo del influyente diario de negocios.

En ese marco, asegura que el primer ministro británico, Gordon Brown, “rechazó ceder ante la protesta de Argentina por los planes de comenzar trabajos de exploración petrolera y gasífera”. Según la prensa británica, Brown “está decidido” a que los trabajos de exploración se lleven a cabo, pero, a la vez, “está ansioso” por asegurarse de que la disputa bilateral “no escale al nivel de una confrontación militar”.

Escrito por tres periodistas, dos desde Londres y uno en Buenos Aires, el artículo le da aire a la idea de que la Argentina pase de alguna manera de las protestas diplomáticas a la acción. Señala, por ejemplo, que las fuentes consultadas en el Foreign Office (el Ministerio de Asuntos Exteriores británico) no quisieron responder si Londres enviará refuerzos militares a las islas. Pero apunta que “a diferencia de la invasión argentina en 1982, las Falkland están bien defendidas por cuatro jets Euro Fighter, al menos dos buques de guerra y una compañía de infantería apostada en todo momento” en el complejo militar de Mount Pleasant, en la isla Soledad.

En Buenos Aires, voceros de la Cancillería se concentraron en reiterar que la exploración petrolera será una actividad ilegítima. “El gobierno británico sabe que hay una cuestión de inseguridad jurídica de fondo para las empresas petroleras que operen en la zona, porque están violando todas las resoluciones de la ONU sobre Malvinas que llaman a abstenerse de generar nuevas situaciones que dificulten las negociaciones entre los dos países”, señaló el funcionario consultado.

Otras fuentes del Ministerio de Relaciones Exteriores consideraron, en la misma línea, que “no es casual que las empresas petroleras involucradas sean británicas, es decir que ellas son las únicas que pueden llegar a creerle al Reino Unido la quimera que vende sobre la supuesta legalidad de las operaciones comerciales”.

Los funcionarios anticiparon, por otra parte, que el gobierno nacional seguirá reclamando ante la ONU, con el propósito de buscar una “solución por medios pacíficos y conforme al derecho internacional”.

Página/12

Ríos en contra de que Inglaterra explote los hidrocarburos

La Gobernadora se refirió al cruce diplomático entre Argentina e Inglaterra por el inminente comienzo de actividades de perforación hidrocarburífera en Islas Malvinas por parte de Inglaterra. Opinó que Inglaterra no debe avanzar con la explotación de los hidrocarburos”

“Inglaterra no debe avanzar con la exploración de hidrocarburos en territorio argentino porque ese es un hecho grave que ataca nuestra soberanía y además, constituye una apropiación de recursos no renovables que son nuestros”, manifestó la Mandataria.

Argentina protestó formalmente y este jueves se supo que Inglaterra rechazó esa protesta “enérgica” presentada días atrás por la Cancillería de nuestro país.

En las últimas semanas se sumaron los cruces entre Argentina e Inglaterra, primero por la sanción de la ley de límites de Tierra del Fuego, y luego por la llegada de un buque para iniciar tareas de exploración petrolera al norte de las Islas.

La Gobernadora expresó su “compromiso con todas las acciones que realice nuestro país para recuperar las Islas y que definitivamente se integren al territorio provincial” e informó que instruyó a la subsecretaria de Relaciones Internacionales Carolina Lavori para que “mantenga contacto permanente con Cancillería a fin de seguir de cerca el accionar diplomático”.

La subsecretaria Lavori, por su parte, adelantó que “estamos tratando de compatibilizar agendas para que la Gobernadora pueda reunirse a la brevedad con el Canciller Taiana”.

TdF News