La industria petrolera venezolana planifica en pos de un desarrollo integral

El ministro de Energía y Petróleo de Venezuela, Rafael Ramírez, ratificó que el gran reto de la industria del crudo es propiciar el desarrollo integral del país, favoreciendo el crecimiento de otros sectores.

El programa de explotación de la faja petrolífera del Orinoco (55 mil kilómetros cuadrados) estará subordinado a los planes de la nación, subrayó tras explicar que una cuarta parte de los 100 mil millones de dólares previstos para esa inversión estarán destinados a la creación de infraestructura.

Los proyectos de la región incluyen la edificación de carreteras, viviendas, escuelas, centros de salud y servicios, la creación de redes eléctricas, fundamentalmente.

Se trata, agregó, de traer nuevas fuentes de trabajo hacia esa zona, estrategia que contribuirá a la desconcentración poblacional del país.

Ramírez subrayó que una de las políticas fundamentales promovidas por el gobierno consiste en coordinar esfuerzos para que la industria petrolera sirva de palanca a las restantes en pos del balance integral de la nación.

“Poseedora de las mayores reservas de hidrocarburos a nivel mundial, Venezuela tiene actualmente 1,3 billones de barriles de petróleo en la faja del Orinoco, con nuestro factor de recobro de 20 por ciento podemos hablar de 232 mil millones de barriles recuperables.”

Comentó que según la Asociación de Geógrafos de Estados Unidos, con un factor de recobro del 40 por ciento, pueden superar los 564 mil millones de barriles.

Especialistas de 33 países participan en la certificación de esas reservas, labores que concluirán a finales de año, precisó en declaraciones a Venezolana de Televisión.

En el país existe una cantidad enorme de petróleo, riqueza escamoteada por los gobiernos de la cuarta república, enfatizó.

Prensa Latina