El cuento chino de Bulgheroni

La operación se cerró en 3100 millones de dólares y le permite a Cnooc ingresar en Pan American Energy, la segunda petrolera del país donde Bridas tiene el 40%. También apuestan a invertir en Asia.

La petrolera estatal china Cnooc anunció ayer la adquisición del 50 por ciento de la argentina Bridas Corporation por 3100 millones de dólares, firma que hasta ahora era controlada en su totalidad por su matriz Bridas Energy, propiedad del empresario argentino Carlos Bulgheroni y de su hermano Alejandro. De este modo, los chinos ingresan en Pan American Energy (PAE), la segunda petrolera del país donde Bridas Corp. posee el 40 por ciento y British Petroleum el 60 restante. “Estoy muy complacido del acuerdo alcanzado con Cnooc. Esta asociación nos permitirá encarar en una forma aún más robusta nuestros programas de crecimiento en la Argentina, en el Cono Sur y en otras regiones del mundo con enorme potencial de reservas y producción de petróleo y gas natural”, afirmó ayer Bulgheroni. China National Offshore Oil Company (Cnooc) había intentado el año pasado comprar YPF junto a China National Petroleum Corp., pero finalmente la operación se frustró.

Los términos del negocio, del tipo joint venture (empresa conjunta), fueron establecidos el sábado entre el grupo Bridas y Cnooc International Limited, una subsidiaria enteramente controlada por Cnooc. “Una vez completado el acuerdo, Bridas y Cnooc International Limited tendrán una participación accionaria del 50 por ciento de Bridas Corp. cada una y compartirán la toma de decisiones estratégicas y de management de la sociedad”, se informó ayer a través de un comunicado. “Con este acuerdo, Cnooc da un primer gran paso en el sur de Sudamérica y Bridas consolida su presencia internacional y su proyección en Asia Central, Africa y el Lejano Oriente”, remarcó ayer Bulgheroni cuando salió a confirmar la venta.

La operación marca el desembarco de los chinos en el Cono Sur, pero como destacó Bulgheroni la operación no sólo es relevante por las inversiones de Bridas en Argentina, Bolivia y Chile. El empresario argentino planea desde hace varios años construir un gasoducto de 1500 kilómetros que unirá Turkmenistán con Paquistán. Tiene intereses en la zona desde 1993, pero la concreción del proyecto se demoró por problemas políticos y económicos. Las dificultades políticas surgieron cuando el gobierno turkmeno negoció con la petrolera estadounidense Unocal y desconoció los acuerdos previos con Bridas. Bulgheroni se presentó ante una instancia de arbitraje internacional y logró una resolución a su favor. A partir de entonces, la prioridad fue conseguir un socio con espaldas financieras suficientes para encarar ese proyecto que incluye el trazado del gasoducto nada menos que por Afganistán. Los chinos de Cnooc serán clave en este punto.

Además, está el interés por Sudamérica. En diciembre de 2009 Cnooc desembarcó en Venezuela para desarrollar el bloque Boyaca 3 en el cinturón petrolero de grandes reservas de Orinoco y ahora es el turno del Cono Sur, donde ya habían intentado invertir el año pasado al negociar su ingreso a YPF. En Argentina Pan American Energy (PAE) explora Cerro Dragón, el mayor yacimiento hidrocarburífero de la Argentina ubicado en el sur de la provincia de Chubut y norte de Santa Cruz. De hecho, PAE firmó en junio de 2007 un acuerdo con Santa Cruz para extender el contrato de concesión en las áreas Cerro Dragón, Piedra Clavada y Kolver Kaike hasta 2027. A partir de ahí, continuará en las áreas por otros 20 años, pero en carácter de operador. Un contrato similar tiene firmado PAE con la provincia de Chubut. La garantía de esos negocios garantizados por casi 40 años también resultaron claves al momento de cerrar el acuerdo.

Página/12

Bulgheroni vendió el 50% de Bridas a la principal petrolera de China

Pagarán US$ 3.100 millones. Se trata de una de las mayores transacciones privadas.

En la que es una de las mayores transacciones por parte de una empresa privada y que tiene un fuerte impacto en el mundo de los negocios local y regional, ayer se anunció oficialmente que la familia Bulgheroni vendió el 50% de sus acciones en Bridas a la gigantesca petrolera china CNOOC (China National Offshore Oil Corporation). Clarín anticipó en su edición del último viernes que se estaba cerrando esta operación. La compañía china informó ayer en un comunicado a la Bolsa de Hong Kong que desembolsará US$ 3.100 millones.

Las primeras conversaciones entre Carlos Bulgheroni y CNOOC fueron en 2005. Por entonces trascendió que los chinos se asociarían a Bridas pagando US$ 5.000 millones. La idea era que la estatal CNOOC ayudara a construir un estratégico gasoducto para llevar el gas de Turkmenistán a Europa.

Los Bulgheroni llegaron a Turkmenistán en 1993, atraídos por ese gasífero inmenso. El proyecto sigue vigente, aunque ahora los chinos también formarán parte de otras decisiones y negocios. La adquisición se terminará de cerrar a mediados de año.

Por cierto, hace rato que CNOOC quiere hacer pie en esta región. Ya estuvo, de la mano de JP Morgan. en conversaciones con Repsol para adquirir el 85% que los españoles conservan en YPF. Pero no se pusieron de acuerdo en el precio.

Según el comunicado de Bridas será un joint venture, una sociedad de mitades iguales, y se compartirá la toma de decisiones estratégicas y el management de la compañía.

Actualmente Bridas explora y extrae hidrocarburos en Argentina, Bolivia y Chile, y desarrolla negocios en petróleo y gas en distintas partes del mundo, a través de sus afiliadas.

En la Argentina su principal negocio es Pan American Energy (PAE), de la que posee el 40%. El resto es de British Petroleum. Se trata de la segunda productora de petróleo del país y la que cuenta con la mayor cantidad de reservas en su poder. PAE fue beneficiada recientemente por una polémica medida de Chubut, que le extendió por 40 años el plazo de la concesión en la zona de mayor riqueza petrolera, el Golfo de San Jorge.

En su comunicado, Bridas señaló que el acuerdo con CNOOC supone incorporar como socio a “una de las jugadoras líderes del negocio petrolero de Asia”. Por cierto, el acuerdo tiene otra connotación ya que el grupo chino es experto en extraer petróleo del mar. ” El objetivo conjunto es ahora establecer un plan estratégico que permita crecer en términos de producción y reservas de hidrocarburos en Latinoamérica”, señalaron.

Carlos Bulgheroni, presidente de Bridas, sostuvo: “Con este acuerdo, CNOOC da un primer gran paso en el Sur de Sudamérica y Bridas consolida su presencia internacional y su proyección en Asia Central, África y el Lejano Oriente”, dijo.

Para el grupo chino, “la transacción está en línea con la estrategia de crecimiento que consiste en extender el alcance de la compañía en América Latina y sentar las bases para un futuro crecimiento en la región y otros países”, señaló a la bolsa de Hong Kong.

La CNOOC saltó a la fama en 2005 cuando quiso comprar cash y por US$ 17.500 millones la petrolera estadounidense Unolocal. Pero allá se topó con la firme negativa del senado norteamericano.

Para el experto Víctor Bronstein, CNOOC expresa lo que se ha dado en llamar la era de la diplomacia petrolera en China. Es que el gigante asiático pasó de exportar petróleo a improtar. Su producción llega a 3,5 millones de barriles diarios pero necesita más de 7 millones para sostener su crecimiento. De allí la política de expansión de sus compañías petroleras.

Decididamente, el ingreso de CNOOC en Bridas tiene una importancia geopolítica que trasciende la propia operación.

Clarín

La petrolera china Cnooc se asocia con la argentina Bridas

Por Yvonne Lee y Nisha Gopalan.- La petrolera estatal china Cnooc Ltd. anunció el domingo que pagará US$3.100 millones por una participación de 50% en una filial de la argentina Bridas Energy Holdings Ltd. para formar una empresa conjunta orientada a aumentar su producción y reservas.

El acuerdo subraya el creciente apetito chino por recursos energéticos globales. Beijing ha alentado a las empresas estatales a comprar activos en el exterior para alimentar la pujante economía del país.

El acuerdo fue estructurado como una empresa conjunta de petróleo y gas en la que Cnooc International Ltd., una división de Cnooc, y Bridas Energy Holdings tendrán una participación de 50% cada una en Bridas Corp., que realiza actividades de exploración y producción en Argentina, Bolivia y Chile, principalmente a través de su 40% en Pan American Energy LLC. El 60% restante de Pan American Energy pertenece a la británica BP PLC, informó Cnooc. Bridas Corp. es controlada en un 100% por Bridas Energy, un holding controlado por la familia del magnate argentino Carlos Bulgheroni.

A finales de 2009, los activos de Bridas Corp., cuyo nombre podría cambiar cuando se complete la transacción, incluían reservas comprobadas de 636 millones de barriles de equivalente de petróleo y una producción promedio diara de 92.000 barriles diarios.

Cnooc señaló que financiará la inversión mediante recursos internos y espera que el acuerdo se complete en el primer semestre del año. “Se trata de una operación que Cnooc estructuró y ejecutó inteligentemente? América Latina es una región relativamente nueva para Cnooc y en lugar de comprar Bridas optó por una alianza” indicó una fuente.

Una vez que se haya completado la operación, las reservas comprobadas de Cnooc aumentarán en 318 millones de barriles equivalentes de petróleo y su producción diaria promediará 46.000 barriles, dijo la compañía.

“Esta empresa conjunta encaja en nuestra filosofía de buscar alianzas para expandir nuestra presencia global”, señaló en un comunicado Fu Chengyu, presidente de Cnooc.

La petrolera informó en una presentación el domingo que uno de los atractivos del acuerdo era la posibilidad de elevar las tasas de recuperación de algunos yacimientos mediante el uso de tecnologías probadas.

El pacto con Bridas es parte de la expansión internacional de Cnooc, que también abarca otras partes de América Latina.

En diciembre, Cnooc inició un pacto en Caracas para desarrollar el bloque de petróleo Boyacá 3 en la faja del Orinoco, una cuenca donde abunda el crudo pesado en la parte oriental de Venezuela. Cnooc y la petrolera francesa Total SA, asimismo, se disponen a adquirir una tercera parte de los activos de Tullow Oil PLC en Uganda. El gobierno de Irak, mientras tanto, dijo que Cnooc había firmado un convenio para desarrollar el yacimiento de Missan, que contiene unos 2,5 millones de barriles, junto a otra empresa china, Sinochem International Corp.

El año pasado, Cnooc y China Petroleum Corp., ofrecieron US$17.000 millones por la totalidad de la participación de Repsol en la argentina YPF, señalaron dos fuentes cercanas.

Cnooc, una subsidiaria de China National Offshore Oil Corp., la tercera petrolera del país, se ha fijado un objetivo de alcanzar una producción de entre 275 millones y 290 millones de barriles de crudo o su equivalente este año, frente a entre 226 millones y 228 millones de barriles en 2009. Cnooc pretende aumentar su producción de petróleo y gas a una tasa de entre 6% y 10% al año entre 2011 y 2015.

La Nación

Pasó a manos chinas la mitad de Bridas

Inversión estratégica en la empresa de Bulgheroni

La petrolera estatal Cnooc pagó US$ 3100 millones; se convirtió en socia de Pan American Energy, primera exportadora de crudo del país

Por Alfredo Sainz.- Una petrolera china se convirtió en socia de la mayor exportadora de crudo de la Argentina. La empresa estatal China National Oil Offshore Corporation (Cnooc) llegó a un acuerdo para adquirir el 50% de Bridas Corporation, que a su vez es dueña del 40% de Pan American Energy, la principal exportadora y la segunda productora de petróleo del país. La operación se cerró en US$ 3100 millones. El restante 50% de Bridas seguirá en manos de los hermanos Carlos y Alejandro Bulgheroni.

Cnooc aseguró que el acuerdo, que todavía debe ser aprobado por las autoridades regulatorias de su país, se haría mediante la creación de una empresa conjunta con la casa matriz argentina Bridas Energy Holdings para controlar juntos la sociedad Bridas Corp.

La negociación se terminó de cerrar el viernes pasado en Hong Kong y la negociación con los chinos fue liderada por Carlos Bulgheroni, que todavía se encuentra en China. “Con este acuerdo, Cnooc da un primer gran paso en el Sur de Sudamérica y Bridas consolida su presencia internacional y su proyección en Asia Central, Africa y el Lejano Oriente”, dijo Bulgheroni en un comunicado difundido ayer.

De acuerdo con los analistas de la industria, el mayor atractivo que tiene Bridas es su participación en la petrolera Pan American Energy. El control accionario de esta empresa está en manos de la inglesa British Petroleum (con el 60%), aunque Bridas mantiene un 40%, con lo cual ahora los chinos pasarán a tener un 20% de las acciones.

Bridas tiene operaciones de exploración y producción en la Argentina, Bolivia, Chile y el centro de Asia, y a fines de 2009 contaba con reservas probadas por 636 millones de barriles de petróleo.

La compra de Bridas se inscribe dentro de un proceso de expansión internacional de las empresas chinas de petróleo y gas, que es impulsado por las autoridades de ese país. “Las empresas chinas quieren crecer con compras en infraestructura y energía, y lo que más buscan son negocios que ya están en marcha”, explicó el ex secretario de Energía Carlos Bastos.

Por su parte, el ex presidente de YPF y también ex secretario de Energía Daniel Montamat destacó las implicancias que tendrá la operación para Bridas. “Es un acuerdo en el que los dos ganan, porque para los chinos significa poner un pie en un nuevo mercado, mientras que a Bridas le permitirá sumar un socio de peso en una futura incursión internacional, porque no hay que perder de vista que detrás de Cnooc se encuentra el Estado chino”, señaló el ex funcionario. En el mercado también se destaca el grado de integración entre Bridas y Cnooc. “Los chinos son muy fuertes en actividades costas afuera ( off shore ) y los Bulgheroni, en exploración en tierra”, señaló otro analista.

Buena llegada

Además de una larga trayectoria en el rubro petrolero, los hermanos Bulgheroni también se pueden jactar de sus buenos contactos con los diferentes gobiernos, incluida la actual administración.

El abuelo de los Bulgheroni llegó de Italia en la década del 30 y su primer negocio en la Argentina fue un almacén de ramos generales en la ciudad santafecina de Rufino. Unos años después, la familia dio sus primeros pasos en el rubro petrolero, con la creación de la firma Bridas y la participación de una licitación para proveer de cañerías a la entonces estatal YPF. A partir de la proveedora de insumos, fueron sumando otras empresas hasta crear un holding que en los 80 reunía más de 50 compañías con inversiones en finanzas, construcción, pesca, papel y comunicaciones. En los 90 se fueron desprendiendo de la mayoría de estos negocios, y en forma paralela iniciaron una incursión internacional, con inversiones en Turkmenistán, Afganistán y varias repúblicas de la ex Unión Soviética. Sin embargo, la consolidación de su negocio internacional llegó en 1997 cuando se asociaron para crear Pan American Energy con la norteamericana Amoco, que a su vez posteriormente fue adquirida por la inglesa British Petroleum.

Hasta la llegada de Néstor Kirchner al poder, los Bulgheroni y el Estado nacional tenían juicios cruzados, generados por la liquidación de dos compañías del grupo, como el Banco del Interior y Buenos Aires (BIBA) y Papel Tucumán. Finalmente, las dos partes desistieron de sus respectivos juicios, y a los Bulgheroni se les extendió la concesión para explotar varias áreas hidrocarburíferas hasta 2027 con opción por 20 años más.

La Nación