Quieren que el precio de los combustibles sea uniforme en todo el país

La idea es del diputado Jorge Arabel y la plantea a través de un proyecto que presentará esta semana en la Legislatura provincial. Pero para que se dé una “uniformidad”, queda abierta la posibilidad de que se deje sin efecto el magro subsidio que gozan los combustibles en la Patagonia

Por iniciativa del diputado Jorge Arabel se presentará esta semana en la Legislatura santacruceña una propuesta para adherir en todos sus términos al proyecto de Ley que se tramita en el Senado de la Nación, mediante el cual se establece que el Poder Ejecutivo, a través de la Dirección Nacional de Refinación y Comercialización de la Subsecretaría de Combustibles de la Secretaría de Energía del Ministerio de Planificación, deberá asegurar la uniformidad del precio de los combustibles líquidos en todo el territorio de la República Argentina.

“El precio de los combustible es una problemática que afecta de manera distinta a los argentinos –dice Arabel, al fundamentar la iniciativa y en nuestro caso, a los santacruceños, dado que –como todos sabemos- el mismo no tiene uniformidad, por la diferencia que existe en el valor que se cobra en el área metropolitana y el que se cobra en el interior del país, y lo mismo sucede en nuestra provincia, en donde uno puede apreciar sensibles diferencias entre lo que se cobra en las principales ciudades y lo que deben pagar nuestros conciudadanos en las poblaciones más pequeñas y alejadas de nuestra provincia”.

Según el diputado, “esta diferencia se siente doblemente cuanto mayor es la distancia entre las poblaciones y los grandes centros urbanos y no se justifica bajo ningún concepto, más si tenemos en cuenta que estamos hablando de una provincia, como la nuestra, que es productora de hidrocarburos”.
Arabel dijo que “no son pocas las acciones que se han promovido para encauzarlo en un marco de mayor justicia hacia los ciudadanos de todo el territorio” y consideró que el proyecto de ley que está en tratamiento en el Congreso de la Nación es una respuesta más concreta para solucionarlo, dado que establece un mecanismo para abordar la problemática referida en forma definitiva en todo el territorio del país, al equiparar las condiciones de comercialización y el precio de los combustibles derivados que las empresas petroleras imponen a las estaciones de servicio que están ligadas a ellas mediante contrato o por ser de su propiedad.

En la iniciativa parlamentaria nacional se determina que sea la Dirección Nacional de Refinación y Comercialización de la Subsecretaría de Combustibles de la Secretaría de Energía del Ministerio de Planificación el organismo responsable para asegurar el cumplimiento de lo establecido por la ley, informar y sancionar su incumplimiento y se fijen condiciones de competencia y transparencia en el mercado de combustibles que beneficien a los consumidores.

¿Caerá el subsidio a los combustibles?

Si bien el precio de los combustibles, como bien dice el diputado Jorge Arabel en sus fundamentos, “afecta de manera distinta a los argentinos”, lo cierto es que en la Patagonia se cuenta con un subsidio que, si bien en su origen implicaba una diferencia de casi el 50% del valor y hoy apenas llega a un 10%, debido a que cuando se creó se fijó un monto fijo y no un porcentual y nunca se actualizó.

De hecho, por poco que sea, ese subsidio implica un valor “diferenciado” respecto de otras zonas del país y hasta ha sido criticado en el Congreso por más de una provincia “norteña”, por eso cabe preguntarse, ya que nada dice la iniciativa que apoya el diputado de El Calafate, si con la “uniformidad” planteada podría quedar sin efecto este precio diferenciado para la Patagonia o no.

La Opinión Austral