Chubut: En defensa de la Ley 5001

Documento elaborado por los foros y organizaciones de Trelew, Comodoro Rivadavia y Puerto Madryn que se entregará hoy a los legisladores como cierre de la marcha en la ciudad de Rawson. La movilización tiene por objetivo dar a conocer, una vez más, la posición de muchos ciudadanos chubutenses respecto de la intención de reavivar la actividad megaminera, retocando la ley 5001.

Las asambleas de vecinos autoconvocados de la Provincia del Chubut  nos dirigimos a los miembros de los Poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial para exigir de Uds la defensa del ambiente y el respeto a las culturas de Pueblos Originarios, porque sabemos  que en el desarrollo de la mega minería, sea para la extracción de minerales metálicos o radioactivos, a cielo abierto o subterránea,  entra en conflicto  el futuro ambiental y social de nuestra provincia.

Las organizaciones  civiles, políticas  y sindicales abajo firmantes acompañan y adhieren a esta iniciativa.

Vemos con claridad por la experiencia de otros pueblos en nuestro país y continente y  las catástrofes ambientales en otras partes del mundo, que la mega minería genera graves perjuicios a las poblaciones afectadas por estos emprendimientos, además del oprobioso saqueo de los bienes naturales comunes a todos los habitantes, actuales y futuros.

La enorme demanda de agua y químicos tóxicos que esta forma de explotación requiere y la  cantidad de emprendimientos que podrían habilitarse si la Ley 5001 fuera derogada, ponen en grave riesgo la viabilidad de un desarrollo genuino y armónico con el lugar de privilegio que tenemos los chubutenses, en una de las últimas regiones prístinas del planeta.

No queremos ni permitiremos que ambiciones empresariales y personales, extranjeras y locales, comprometan el futuro de las próximas generaciones. Tampoco  que se siga usurpando, negociando y destruyendo el territorio Milenario de los pueblos Mapuches y Tehuelches.

Sustentabilidad es garantizar la diversidad biológica y cultural; no la replicabilidad de un negocio trasnacional. La mega minería es insustentable por definición.

Exigimos también que el Gobierno y esta Legislatura, se opongan firmemente a la Ley Antiterrorista exhortando a su derogación  para evitar el sometimiento de la Nación a las exigencias de organismos internacionales que socavan la  independencia y soberanía de los pueblos. Del mismo modo, requerimos imperiosamente que nuestros representantes revaloricen y garanticen los derechos constitucionales a la protesta social, a la oposición democrática y a las decisiones que los ciudadanos consideremos deben ser atendidas.

Hacemos un llamado a la reflexión de los actuales dirigentes políticos, de los funcionarios de los tres Poderes del Estado y de nuestros vecinos  para defender nuestros bienes comunes y nuestra soberanía territorial.  De esta forma, estaremos construyendo una democracia plena, donde los representantes de los ciudadanos respondan a intereses legítimos y no a los acuerdos de cúpulas político empresariales con objetivos ajenos al bien común.

Fundamentalismo de un gobierno es decir sí o sí obviando que sus representados  dicen no.

Una prueba de ello es la primera entrega de 5001 firmas de vecinos respaldando la Ley 5001  y solicitando la anulación de todo proyecto de megaminería y la remediación de los territorios ya explotados y/o explorados.

Tenemos el derecho y el deber de decidir. El pueblo debe sentirse respaldado y no acorralado por los gobernantes. No permitiremos que legislen ni gobiernen desoyendo a los ciudadano/as.

En síntesis:

Queremos un desarrollo que garantice los derechos económicos, sociales y culturales y el derecho a gozar de     un ambiente sano.

Queremos una producción que reduzca la pobreza.

Queremos fuentes de trabajo constantes para la dignidad de las futuras generaciones.

Queremos que cumplan y se garanticen los derechos de los Pueblos Originarios.

Queremos respeto al disenso, desprocesamiento de la/os luchadores sociales y garantías  para la NO represión.

Sres. Representantes del Pueblo, de ustedes depende llenar de contenido el concepto de democracia.

Demasiado ha pagado el pueblo argentino por ella..