Terreno fértil para especuladores

El panel de acciones líderes bajó en la Bolsa porteña un uno por ciento, en un contexto externo de fuertes caídas, donde Wall Street registró su peor retroceso del año, al registrar una merma promedio de 2 por ciento en sus indicadores

Los papeles de YPF continuaron con una alta volatilidad, aunque en movimientos más acotados. En el mercado local la acción de la petrolera retrocedió 2 por ciento, mientras que en Nueva York la cotización finalizó con una leve baja de 0,5 por ciento. Los títulos públicos continuaron con la misma dinámica de las últimas semanas, con un fuerte arbitraje desde los títulos en pesos hacia los nominados en dólares. En tanto, el dólar se mantuvo en 4,40 pesos.

La avidez por noticias en torno de la disputa entre el gobierno nacional y Repsol por el manejo de YPF volvió a quedar en evidencia ayer con la respuesta de los inversores ante el rumor de que la petrolera China National Offshore Oil podría adquirir la filial argentina. En un mercado global en baja, los papeles de la española Repsol en Madrid subieron un 2 por ciento. La petrolera china, socia de la familia Bulgheroni en Bridas-Pan American Energy, podría estar interesada en adquirir YPF, mencionaba un informe de la consultora española Bankinter.

Por su parte, China fue ayer motivo de la baja bursátil global, luego de que anunciara un fuerte freno en las importaciones, lo que, dado su impacto en las ventas externas, deja entrever una menor demanda mundial. Las caídas se extendieron entonces a Europa, Wall Street y llegaron al Merval, aunque amortiguadas. Los títulos públicos tuvieron variaciones acotadas. Los bonos en pesos perdieron en promedio 0,5 por ciento y los nominados en dólares avanzaron hasta 0,8. En la plaza cambiaria el Banco Central compró unos 150 millones de dólares, lo que elevó el stock a 47.267 millones, debido a que la entidad realizó pago de compromisos externos.

Página/12