Ecuador: Empresa petrolera estatal prevé explotar nuevos bloques en la Amazonía

La empresa estatal ecuatoriana Petroamazonas anunció que prevé comenzar los estudios y la explotación de nuevos campos en la Amazonía, algunos cercanos al ITT, yacimiento situado en una reserva natural que el Gobierno está dispuesto a no explotar a cambio de una compensación internacional.

Entre los nuevos campos en los que invertirá Petroamazonas durante el 2010 se encuentran Pañacocha y el Bloque 31, este último dentro del Parque Nacional Yasuní y colindante con el campo ITT, informó el gerente general de la empresa, Wilson Pastor.

Se calcula que la no explotación del ITT, que contiene el equivalente a unos 1.000 millones de barriles de crudo, evitará la emisión de 410 millones de toneladas de dióxido de carbono.

Pastor desestimó en una rueda de prensa las críticas de algunos medios locales que consideran que los estudios y explotación que prepara Petroamazonas van a afectar al área del ITT.

Aseguró que el Bloque 31, pese a estar dentro del Parque Yasuní, tampoco afecta a un área protegida por la Constitución donde viven pueblos indígenas en aislamiento voluntario.

Hasta dentro de dos años aproximadamente no se espera obtener el primer barril del Bloque 31, que antes estuvo a cargo de Petrobras, la petrolera estatal brasileña, debido a que se va a trabajar teniendo cuidado de “minimizar los impactos” al medio ambiente.

La producción del Bloque 31, en el que se va a invertir 550 millones de dólares, será bombeada por tuberías subterráneas “a una estación fuera del parque”, dijo Pastor.

Respecto al campo de Pañacocha, también en la Amazonía, Pastor resaltó que los estudios de exploración se han realizado “con la última tecnología de protección del medio ambiente” en la que el oleoducto también va enterrado.

Adicionalmente, Pastor hizo un balance de las operaciones de Petroamazonas en 2009, en los campos del bloque 15 y los 7 y 21 que le fueron encargados tras la suspensión de operaciones de la francesa Perenco, por una deuda con el Estado.

Durante el 2009, Petroamazonas produjo 99.132 barriles de crudo por día lo que le dio al Estado un “flujo de caja” de 1.058 millones de dólares de renta neta.

Pastor señaló que para el 2010, la empresa tendrá “un cambio radical de inversión y producción” con la incorporación de nuevos campos, entre otras razones por la “tendencia natural de la caída de la producción” en campos antiguos que requieren de una sobreinversión.

Asimismo, apuntó que la financiación de las nuevas inversiones se repartirán en 477 millones de dólares de Petroamazonas y unos 500 millones del Estado y compañías subcontratistas a través de “contratos de servicios integrados con financiación”.

El petróleo es el principal producto de exportación de Ecuador, cuyos ingresos financian alrededor del 25 por ciento del presupuesto general del Estado. (EFE)

OilWatch Sudamérica