Perú: Interior defiende a generales del Baguazo

Octavio Salazar, Ministro del Interior, expresó su desacuerdo con la decisión de la fiscal Olga Bobadilla, quien denunció penalmente a un grupo de policías como presuntos responsables de los sucesos de Bagua.

General Luís Muguruza, es acusado como principal responsable del Baguazo (Perú 21)

“Somos respetuosos del Poder Judicial y del Ministerio Público, pero no podemos ver a la institución policial como la culpable de todo un tema”, afirmó el ministro.

La fiscal de la Primera Fiscalía Mixta de Utcubamba, denunció el martes último a los generales Luis Muguruza Delgado y Javier Uribe, entre otros efectivos, como los presuntos autores del delito de homicidio calificado y lesiones graves en agravio de los nativos David Mashigkash, Romel Tenazoa, Jesús Timias y Genaro Chijiap.

Según la acusación de Bobadilla, Muguruza no tomó la precaución debida para desplegar tres planes operativos, lo que produjo un desorden. Además, no conocía la idiosincrasia del pueblo awajún.

Asimismo, la fiscal indicó que el alto oficial no tuvo idea del objetivo de enviar al comandante Luis del Carpio a que tomara, con 59 hombres a su mando –entre ellos, el desaparecido mayor Felipe Bazán –, las alturas del cerro de la “Curva del Diablo’, cuando había más de mil nativos en la zona.

Salazar hizo esta declaración, sin tener en cuenta que se trata de la primera denuncia en contra de miembros de la policía, mientras que en Bagua Grande y Bagua Chica (Amazonas) ya existen siete procesos judiciales que implican a casi un centenar de nativos en una serie de delitos penales.

Pero la denuncia de la fiscal Bobadilla no ha dejado conformes a las partes involucradas. Ayer, la defensa legal de 58 indígenas procesados por el “Baguazo’ denunció irregularidades en los juicios que afrontan.

Según los abogados –pertenecientes a las ONG Instituto de Defensa Legal (IDL), Aprodeh, Comisedh y CEAS– Bobadilla no efectuó 74 diligencias claves durante la etapa de instrucción y no ha ratificado las pericias de necropsia de los fallecidos en la “Curva del Diablo’.

José Quispe, representante del Instituto de Defensa Legal (IDL), dijo que tampoco se ha incorporado un documento esencial que debió proporcionar el inisterio del Interior.

El documento consiste en la relación de oficiales y agentes que participaron en la operación de desalojo y el tipo de armas que utilizaron, que permitirán conocer quiénes fueron los autores de los disparos.

Otra omisión mencionada es que en la denuncia fiscal no se diga nada de la decisión que adoptaron las comunidades indígenas el 4 de junio, un día antes de los hechos, de levantar el bloqueo de las vías de comunicación.

Además, consideraron que la fiscal Bobadilla debió denunciar, junto a los jefes militares, también a la ex ministra del Interior, Mercedes Cabanillas, al ex presidente del Consejo de Ministros, Yehude Simon, y al ex Director General de la Policía, General PNP José Sánchez Farfán, como directos responsables.

Por su parte, la titular de Primera Fiscalía Mixta de Utcubamba, sostuvo ayer que el ex director de la Policía Nacional , Armando Sánchez Farfán, será comprendido en el caso baguazo, ni bien encuentre indicios de su presunta responsabilidad en el caso.

En otro momento, precisó que la denuncia que formuló no incluye a ningún ministro, congresista u otro alto funcionario del gobierno, porque como fiscal provincial no está facultada a investigar a quienes tienen derecho de antejuicio.

Servindi

Fiscal de Utcubamba presenta denuncia contra oficiales PNP por “Baguazo”

Por Alberto Pintado Villaverde.- El Primer Juzgado Especializado en lo Penal de Utcubamba a cargo del Dr. Francisco Miranda Caramutti, recibió ayer por la mañana, la formalización de la denuncia penal de la titular de la Primera Fiscalía Provincial Mixta de Utcubamba, Dra. Olga del Carmen Bobadilla Terán, contra dos de los principales oficiales policiales que estuvieron a cargo de las operaciones del pasado 5 de junio en la Curva del Diablo.

Los principales acusados son los generales PNP Luís Elías Muguruza Delgado y Javier Uribe Altamirano, ambos bajo el presunto delito contra la vida, el cuerpo y la salud, en su figura de homicidio calificado y lesiones graves, tras el desbloqueo de la carretera Fernando Belaúnde Terry desde el Km. 200 al 202.

A diferencia de la anterior formalización de denuncia a cargo de la ex fiscal de Utcubamba, Dra. Marlene Rojas Méndez, esta se circunscribe a indivualizar los delitos cometidos por los presuntos responsables y en las que se incluyen al capitán PNP Yuli Coloma Pinillos, encargado de la comisaría de Bagua Grande.

A Yuli Coloma se le denuncia como autor mediato y bajo el delito contra la vida el cuerpo y la salud en su figura de homicidio calificado en agravio de los fallecidos identificados como Alejandro Salazar Huamán y Porfirio Coronel Jiménez y lesiones graves y lesiones leves contra 14 civiles, entre ellos dos menores de edad.

Según consta la denuncia penal interpuesta por la fiscal de la primera fiscalía mixta de Utcubamba, esta también alcanza al comandante PNP Luís Enrique del Carpio Sánchez, co participe -al igual que los dos generales PNP- por el presunto delito de homicidio calificado en agravio de David Jausito Mashigkashg, Romel Tenazoa Sánchez, Jesús Carlos Timias y Genaro Chijiap Chamik.

Además, se han involucrado a los efectivos DINOES Juan Augusto Fernández Guevara y Walter Ascensión Chicana Dett, el primero al mando del segundo escuadrón DINOES y el segundo al mando de un tercer escuadrón DINOES, quienes se ubicaron en la Curva del Diablo.

A ellos se les ha configurado en la denuncia su condición de co-participes en los hechos y la comisión del presunto delito contra la vida, el cuerpo y la salud en la figura de lesiones graves contra Santiago Manuin Valera, delito por la que también ha sido encausado el ex jefe de la DINOES, Gral. PNP Luís Elías Muguruza Delgado.

No se contaba con número preciso de nativos

Una de las conclusiones de las investigaciones hechas por el Ministerio Público y que ha determinado la denuncia penal sostiene que los generales PNP Luís Muguruza y Javier Uribe Altamirano, no contaron con la información sostenible para evitar los hechos.

Ello, a pesar de haber contado con tres planes operativos realizados por diferentes entes policiales y pese a que tampoco existieron hechos objetivos, pues se informaba la presencia de 2 mil a tres mil nativos en la Curva del Diablo, además no se contaba con información precisa sobre la cantidad de licenciados de las fuerzas armadas quienes tenían conocimiento sobre manejo de armas de guerra y estrategias de combate.

El no haberse efectuado un reconocimiento real y exhaustivo de la situación en la cima de la Curva del Diablo debido a que no se tomó en cuenta la cantidad numérica exacta de nativos que se encontraban apertrechados en dicho lugar y que por esta misma situación se encontraban en ventaja frente a las fuerzas policiales, puso en riesgo la vida de los efectivos PNP con la secuela de 11 de ellos fallecidos y la desaparición del Mayor PNP Felipe Bazán.

Responsabilidades de los generales Muguruza, Uribe y Comandante PNP Del Carpio

Las investigaciones preliminares también determinan que el ex jefe de la DINOES, Gral. PNP Luís Muguruza Delgado, responsable principal del operativo, no tomó las medidas necesarias el 5 de junio debido a que debió ejecutarse tres acciones operativas en simultáneo, entre las 05.45 a 6 a.m. como paso previo al operativo de desbloqueo.

Esa situación no sucedió debido a una descoordinación entre las escuadras como en la acción que estuvo al mando del Comandante PNP Del Carpio, quien no conoció que en la cima de un cerro de la Curva del Diablo había mil nativos frente a 59 efectivos PNP que en esos momentos estaban a su mando.

“Como jefe del plan de operaciones general debió evitar los decesos de personas indígenas, por lo que no tomó en cuenta el Gral. Muguruza los tres planes para llevar a cabo la incursión policial y el desbloqueo de la zona, los mismos que fueron formulados por la Dirección de Operaciones Generales, la Dirección de Operaciones Especiales y la DITERPOL – Región Amazonas” refiere la denuncia penal.

El Gral. PNP Javier Uribe Altamirano, quien estuvo al mando del sobrevuelo de un helicóptero MI-17 PNP debió realizar un reconocimiento previo de la zona, prever y darse cuenta que habían mas de tres mil nativos, entre ellos ex reservistas de las fuerzas armadas, evitando así el riesgo de la operación.

El Comandante PNP Luís Enrique Del Carpio Sánchez, quien tuvo como misión incursionar la parte alta de la cima de la Curva de El Diablo para que al momento de iniciarse el operativo, ganar altura y acompañar al grueso del contingente policial que llegaba por la carretera y así evitar que los nativos tomasen también la posición de las alturas de la zona.

“El personal policial al mando del citado oficial llegó al cerro siendo las 5.45 a.m. después de haber caminado 45 minutos, se pusieron a descansar y el personal policial se sacó el equipo antimotín siendo en esos momentos que el Mayor Bazán le dice al comandante que iba a subir a la cima con dos efectivos PNP informándole después que no había presencia de nativos, pero después fueron cercados por ellos, motivando a que el comandante del Carpio haga disparos al aire como actitud disuasiva, pero ocasionando la muerte de 4 nativos” indica la denuncia.

Enfrentamientos en Bagua grande

Como consecuencia de los enfrentamientos del 5 de junio, un grupo de revoltosos pretendió incendiar la Comisaría Sectorial de Bagua Grande, al mando en ese entonces del Capitán PNP, Yuri Coloma Pinillos, quien ordenó al técnico Calderón, a efectuar disparos de fusil AKM, pistolas Pietro Beretta y escopetas lanza gas con sus respectivas municiones y bombas lacrimógenas de mano.

Ordenó además que personal de la Comisaría se ubique en los puntos más vulnerables de la dependencia policial, tanto en el primer y segundo piso, a fin de evitar que la turba ingrese a la citada Comisaría, muriendo en estos hechos dos civiles y provocando lesiones graves a 14 personas, entre ellas dos menores de edad.

Diligencias solicitadas

Dentro de las acciones -refiere la denuncia- deberán de tomarse las declaraciones instructivas de los denunciados, generales PNP Luís Muguruza Delgado y Javier Uribe Altamirano, así como del Comandante PNP Luís Enrique del Carpio, el capitán PNP Yuri Coloma Pinillos y los efectivos de la DINOES PNP Juan Augusto Fernández Guevara y Walter Ascensión Chicana Dett.

También se reciba la declaración preventiva de los familiares agraviados, se realice una inspección o diligencia judicial y reconstrucción de los hechos en la Curva del Diablo (Cerro Peña), el frontis de la comisaría de Bagua Grande y en el domicilio de la menor Leydi Luz Montes Gonzáles.

Asimismo, se lleve a cabo la diligencia de la exhumación de los cadáveres de Florencio Pintado Castro y de Felipe Sabio César, enterrados en los cementerios de San Ignacio e Imaza respectivamente, se reciba la declaración testimonial del Gral. PNP Garavito Bernabé, Director de Operaciones Especiales el 5 de junio, para que indique quién le dio la orden o mediante qué documento le dispusieron la acción de la fecha y qué personas iban a estar al mando de esa operación policial. Además,  que la primera Fiscalía Provincial mixta de Utcubamba se reserve el derecho de formalizar denuncia penal contra el citado general y el Gral. PNP José Sánchez Farfán como resultado de las demás investigaciones.

La denuncia penal sin embargo, no considera a los presuntos responsables políticos como son la Ex Ministra del Interior y Congresista de la República, Mercedes Cabanillas, Yehude Simon Munaro, Presidente del Consejo de Ministros de ese entonces y otros, por considerar que ello esta a cargo de la propia Fiscal de la Nación o la Comisión Permanente del Congreso de la República. (Fuente: Radio Reyna de la Selva)

Servindi