Ex empleados de Gas del Estado aún esperan por sus acciones

“Hace 18 años que estamos luchando por lo que nos corresponde, que está establecido en la ley de privatización de empresas del Estado” aseguró Luis Navarro, presidente de la Federación Argentina de ex empleados del Gas del Estado. La Ley dice que las compañías que se hagan cargo de los distintos sectores de las empresas a privatizar deberán entregar a los trabajadores una proporción de Propiedad Participada, que equivale al 10% del capital accionario

En referencia a la ley que entró a Diputados que crea el Régimen de Participación Laboral de las Ganancias de las Empresas, Navarro dijo: “Ahora nos piden una tercera ley que establece exactamente lo mismo que la ley madre, el 10% del paquete accionario para los trabajadores, y para presentarla tiene que tener un historial y todo esto que yo menciono está documentado allí y está firmada por 5 senadores nacionales”.

Además Navarro comentó: “De buenas a primeras, hace unos días me llaman del estudio de abogados con la noticia de que me envían documentación con las primeras 7 sentencias del país, lo que es un gran avance pero que de todas formas no nos aseguran nada, hay que seguir adelante con la ley porque es lo que nos va a garantizar los derechos”, afirmó.

Navarro declaró que después de las privatizaciones se los trató de una forma “despiadada”, no les reconocieron las condiciones laborales que tenían, les subieron la edad de jubilación, y los quisieron conformar con sumas ínfimas.

“A este señor de La Rioja (Carlos Menem) no le alcanzó con entregar una de las potencialidades de un país que son los hidrocarburos, que son la energía. Sino que una vez privatizadas las empresas, apoyado por el Ministerio de Trabajo de la Nación y el Ministerio de Obras Públicas, presentó un decreto que establecía que para tener derecho a las acciones, los trabajadores debían tener dos años de antigüedad, con lo que las empresas ya privatizadas comenzaron a despedir gente”, denunció Navarro.

El presidente de la Federación ejemplificó que en el caso de YPF despidieron 24.000 agentes y “en todas las indemnizaciones que le dieron a la gente la robaron, fue la primera vez que un decreto estuvo por encima de una ley, que por cierto nunca fue publicado en el Boletín Oficial”.

“En estos 18 años nos han puesto cualquier cantidad de trabas, hay muchísimas sentencias que echaron para atrás, hay personas que trabajaron toda su vida y que se han muerto en la miseria”, expresó Navarro.

“Si se cumpliera con la constitución no habría juicios”, agregó.

Río Negro