Van a la Justicia para aumentar 20% tarifa de gas

El incremento está acordado desde el 2008 pero el gobierno nacional retrasa su implementación. Por ser retroactivo, impactará fuerte en los consumidores domiciliarios y se debería abonar en cuotas. TGS presentó un recurso de amparo.

La empresa Transportadora Gas del Sur (TGS) decidió recurrir a la justicia con un recurso de amparo contra el gobierno nacional para lograr incrementar sus tarifas en un 20 por ciento, según fue acordado en el 2008 con la Unidad de Renegociación y Análisis de Contratos de Servicios Públicos (UNIREN).

El 9 de octubre de ese año 2008, TGS suscribió con la UNIREN un acuerdo transitorio que establece un aumento tarifario del 20 por ciento retroactivo al 1 de septiembre de ese año.

En dicho acuerdo, se estableció que los fondos percibidos por dicho aumento de tarifas serían transferidos temporalmente a un fideicomiso financiero hasta tanto TGS los requiera para aplicarlos a un plan de inversiones a llevar a cabo en su sistema de gasoductos.

Al 30 de junio de este año, el plan de inversiones que se había comprometido estaba ejecutado en su totalidad con fondos de la propia empresa que lograra percibir un peso del incremento.

El 3 de diciembre del año pasado, el gobierno nacional emitió el Decreto 1918/09 por el cual se ratifica el acuerdo transitorio del 2008.

En julio de este año, la firma accedió al expediente del Ente Nacional Regulador del Gas ENARGAS, en la cual se le notificó de la existencia y contenido de un informe intergerencial elaborado por la Gerencia de Desempeño y Economía y la Gerencia de Asuntos Legales.

Dicho informe se eleva al interventor del ENARGAS, y en él se expresa que el mencionado equipo intergerencial considera apropiado instruir a TGS para que facture el efecto retroactivo del aumento tarifario correspondiente a sus cargadores directos en 55 cuotas mensuales, iguales y consecutivas y sin intereses, con posterioridad a la publicación del cuadro tarifario.

Para el caso de las compañías distribuidoras, TGS deberá facturar y cobrar el aumento tarifario retroactivo en igual cantidad de cuotas que dichas compañías lo hagan a sus clientes.

Ante esta situación, TGS descontó el crédito registrado al 30 de junio de este año, utilizando la tasa de mercado implícita en la cotización de la deuda de la empresa, generando una pérdida por 72,7 millones de pesos, imputando 18,1 millones de pesos en ventas netas y 54,6 millones de pesos en resultados financieros (correspondiente al descuento de la cuenta a cobrar registrada al 31 de diciembre de 2009 y el IVA respectivo).

Diariamente Neuquén