Se dispara el petróleo: llegó a cien dólares el barril

Es su precio máximo desde enero de 2008. Temblaron las bolsas en todo el mundo.

Por Julio Algañaraz.- Las bolsas y los mercados financieros se inflamaron ayer temprano ante el temor por las repercusiones negativas de la revolución en Egipto. En Asia los listados perdieron vistosamente terreno y en el resto del mundo recién por la tarde los mercados se estabilizaron. Pero el termómetro de la crisis fue el precio del petróleo, que llegó a su máximo desde enero 2008 , cuando se desató en el mundo la crisis global. Por primera vez la cotización del barril de crudo Brent pasó los 100 dólares a las 16,30 hora de Londres. A partir de ese momento las cavilaciones se han concentrado en uno de los escenarios más temidos por Europa: que los vaivenes de la crisis egipcia terminen por afectar y hasta bloquear el estratégico canal de Suez.

Por la estrecha vía de agua que conecta el mar Rojo al sur con el Mediterráneo al norte, trafica diariamente el 5% de los intercambios de petróleo, llevado en barcos y un oleoducto que flanquea el canal de Suez. Además, la zona es uno de los nervios más sensibles y descubiertos del planeta por la intensidad de los tráficos comerciales (un 8%) y por sus eventuales desbordes militares.

Un analista dijo que la situación egipcia “es muy peligrosa”. Después de la revolución de los ayatollah en Irán de 1979, se trata “del peor desastre para los regímenes e intereses occidentales”. El incendio geopolítico se propaga desde el norte de Africa, especialmente Túnez, a Yemen. Hay una docena de países árabes involucrados.

Estas circunstancias implacables de inestabilidad explican muchas cosas. En primer lugar los sismos financieros que se esperan por la voracidad de los especuladores que están presionando sobre los mercados de materias primas.

Los bancos europeos están expuestos. Francia con créditos a Egipto por casi 18 mil millones de euros; Gran Bretaña por 10 mil millones; Italia, 6.300 millones de dólares. Si se agregan algunos de los países donde crecen las protestas se arañan los 50 mil millones.

Ayer las empresas extranjeras cerraron fábricas y oficinas , y repatriaron a muchos de sus nacionales. Italcementi, que produce el 30% del cemento egipcio en seis grandes fábricas, cerró sus puertas hasta que se aclare el panorama. A los obreros, empleados y técnicos italianos les informaron que deben volver a casa “por el momento”.

En Italia el shock egipcio es grande. Un millón de italianos veranean en el país de las pirámides y en las aguas coralinas del mar Rojo. Ayer los que estaban trataban de huir despavoridos. El turismo es vital para la economía egipcia y el derrumbe causará daños importantes. Los intercambios bilaterales superan los 5.000 millones de euros.

El PBI egipcio fue de sólo 217 mil millones de dólares en 2010, con un buen crecimiento del 5% en los dos últimos años. Pero los beneficios fueron muy mal repartidos y explican la rabia de la gente.

Los mercados “toman nota” de los peligros que pueden afectar la capacidad de pago de Egipto, que ya ha sido bajado de rating no bien estallaron las manifestaciones, lo que significa que pagará más por los créditos porque es considerado un país riesgoso. La Bolsa egipcia está cerrada luego de un derrumbe del 20% en las últimas ruedas.


Clarín

Egipto ya repercute en la economía global

Un alza en los precios del petróleo podría frenar el incipiente repunte mundial

Por Chip Cummins.- La crisis política en Egipto ya está repercutiendo en la economía global: los precios del petróleo han subido, las bolsas han sufrido una paliza y se han multiplicado las interrogantes acerca de si el creciente costo del crudo descarrilará la recuperación de la economía mundial.

Se espera que la bolsa egipcia no abra sus puertas el lunes, después de un derrumbe de 17% a fines de la semana pasada. La mayoría de los mercados del Golfo Pérsico retrocedieron el domingo. La bolsa de Dubai bajó 4,3% y la de Omán 3%, aunque la de Arabia Saudita avanzó 2,5%, después de ceder 6% el sábado. Los futuros de petróleo saltaron más de 4% el viernes en Estados Unidos para llegar a US$89,34 el barril.

La economía egipcia es relativamente pequeña, con un Producto Interno Bruto que el año pasado bordeó los US$217.000 millones. El país, no obstante, tiene una importancia mucho mayor gracias al Canal de Suez, una vía comercial clave para el petróleo y otros productos que son transportados desde el Mar Rojo al Mediterráneo.

Aparte del petróleo, cerca de 8% del comercio mundial marítimo pasa por el Canal de Suez, según cifras del gobierno egipcio. El toque de queda impuesto en el país desde el anochecer hasta el amanecer durante el fin de semana hizo que los empresas navieras que operan en el canal advirtieran a sus clientes sobre posibles demoras. Hasta el momento, las mani¬festaciones contra el gobierno no han obstruido el paso por el canal. Pero si la violencia en Egipto se traslada a países vecinos que son grandes exportadores de petróleo, el precio del crudo podría superar los US$100 el barril, lo que podría frenar la incipiente recuperación de la economía global.

“El mayor temor es cualquier sugerencia de que podría haber inestabilidad, problemas políticos o disturbios en Arabia Saudita”, señala Tom Kloza, director de la firma estadounidense Oil Price Information Service.

Los economistas de J.P. Morgan calculan que un alza sostenida de 10% en los precios del petróleo podría restarle un cuarto de punto porcentual al crecimiento de la economía mundial. La entidad prevé una expansión de 3,6% en el primer trimestre, respecto a igual lapso de 2010.

“La principal preocupación es que las manifestaciones civiles se extiendan a productores de petró¬leo del Norte de África y Medio Oriente, generando repercusiones significativas en la confianza y en los precios de los activos financieros”, sostuvo un informe del banco estadounidense.

Alrededor de un millón de barriles de crudo y productos refinados atraviesan a diario el Canal de Suez con rumbo norte, según los cálculos del Departamento de Energía de EE.UU. Un oleoducto separado que corre a lo largo de Egipto transporta 1,1 millones de barriles al día entre el Mar Rojo y el Mediterráneo. Juntas, ambas vías representan cerca de 2% de la producción global de petróleo.

El cierre del Canal de Suez obligaría a los buques petroleros a pasar por el cuerno de África, lo que añadiría unos 10 días al recorrido del crudo desde Medio Oriente a EE.UU. y 18 al viaje desde Medio Oriente al Norte de Europa. Tan sólo ese factor elevaría los precios del crudo aunque no hubiese problemas de suministro de por medio.

Los precios del petróleo, sin embargo, apenas se movieron a mediados de 2009 luego de las masivas manifestaciones contra el gobierno de Irán, uno de los mayores productores de petró¬leo del mundo.

Las diferentes reacciones ilustran lo mucho que ha cambiado el panorama la oferta y la demanda del petróleo en los últimos 18 meses. Después de una drástica caída en 2009, en medio de la crisis eco¬nómica y financiera, la demanda de crudo ha repuntado. Esto ha hecho que los mercados sean mu¬cho más sensibles a la amenaza de cortes en el suministro.

Egipto, asimismo, es uno de los principales compradores del mundo de trigo y un importante exportador de algodón. El viernes, los contratos a futuro de trigo cayeron 2% en Chicago debido, en parte, a las preocupaciones de que un cambio de régimen afecte la capacidad de pago del gobierno.

Los precios del algodón, en todo caso, podrían subir si la crisis política reduce las exportaciones del país. Los precios globales del algo¬dón ya se ubican en sus mayores niveles de los últimos 150 años.

Egipto también posee uno de los mercados financieros más globalizados de la región y las acciones que cotizan en su bolsa figuran entre las predilectas de los inversionistas dedicados a los mercados emergentes.

La Nación