Galuccio confirmó que YPF firmará acuerdos con Bridas y Eurnekian

Como adelantó LPO, la Corporación América ya tiene decidido invertir U$S500 en la petrolera estatal, según explicó hoy Miguel Galuccio. El CEO de YPF brindó una conferencia de prensa en donde expuso el “plan de los 100 días” con las proyecciones para el 2017. La semana que viene emitirán una nueva Obligación Negociable y para el 2013 planean lanzar un bono al mercado internacional.

Miguel Galuccio realizó hoy la presentación de los “100 primeros días de trabajo” de YPF, en el que detalló los cambios y proyecciones previstas para la petrolera estatal para los próximos 5 años.

La conferencia de prensa se llevó a cabo en una sala subterránea del edificio que la empresa tiene en Puerto Madero. Entre la audiencia se encontraban el Ministro de Planificación Julio De Vido (quien se fue ni bien terminó la presentación) y el viceministro de Economía Axel Kicillof, acompañado de Emmanuel Agis, un hombre suyo. También estaba el economista de Flacso Eduardo Basualdo, quien ocupa un lugar en el directorio de la empresa.

La exposición también fue transmitida por videoconferencia a Estados Unidos, en donde periodistas de medios económicos de ese país escucharon atentamente al flamante presidente de la petrolera.

Todo el personal presente contaba con prendedores con el logo de la compañía, al que le agregaron una bandera argentina de lado izquierdo.

Los números de YPF

Galuccio expuso largo y tendido los números relacionados a la producción en lo que fueron estos primeros 100 días de la empresa bajo órbita estatal. Luego, explicó las proyecciones en el marco de un plan de cinco años que concluirá en el 2017. Durante ese plazo, el programa apunta a incrementar un 32% la producción de petróleo y gas y un 37% los refinados (gasoil y naftas). El ambicioso plan busca generar de esta forma unos diez mil empleos y recuperar el autoabastecimiento de combustible en la petrolera para el 2014. Sin ir más lejos, mostró que durante los primeros seis meses de este año la importación de combustibles se redujo un 47% respecto a igual período de 2011 y la producción de fueloil se incrementó en un 46%.

En ese sentido, el CEO de YPF aseguró que el monto total necesario para las inversiones previstas llega a los 37.200 millones de dólares, de los cuales el 80% se financiará con flujo de caja generado por la propia actividad de la compañía y el 20% restante a través de la emisión de obligaciones mediante un cluster de shale oil. Esta inversión será destinada en un 73% a la explotación, un 22% al refino, logística y red comercial y un 4% a la exploración.

Galuccio precisó también que se firmó un “memorándum of understanding” con Corporación América, en el cual el grupo empresario se compromete a invertir 500 millones de dólares en un proyecto de shale gas, confirmándose así la primicia de LPO de las intenciones de Eduardo Eurnekian de integrar un “fondo patriótico” para explorar el codiciado yacimiento de Vaca Muerta.

El directivo también dio cuenta de la existencia de un convenio de entendimiento con Bridas, que pertenece a los Bulgheroni y a la china Cnooc y ratificó que se encuentra en negociaciones avanzadas con la estadounidense Chevron. También habló de un posible viaje a Brasil para fin de año para iniciar conversaciones con Petrobras.

De no conseguir un socio estratégico para explotar los gigantescos depósitos argentinos de hidrocarburos no convencionales, YPF reduciría su plan de inversiones a u$s24.700 millones, de los cuales sólo un 6% serían afrontados con financiamiento.

Mientras tanto, sólo un 5% de las utilidades de los años siguientes serán repartidas como dividendos, rompiendo así con el esquema que mantenía el grupo Repsol, que llegó a repartir el 90% de las ganancias entre sus accionistas.

Otro de los puntos fuertes del anuncio fue que la petrolera saldrá la semana que viene a colocar una Obligación Negociable en el mercado local y que en el tercer o cuarto trimestre de 2013 la empresa emitirá un bono a nivel internacional.

Nuevos descubrimientos

Además, adelantó el descubrimiento de tres pozos de petróleo no convencional fuera del yacimiento de Vaca Muerta. Se trata de una nueva roca madre en el Golfo de San Jorge, en la provincia de Chubut, una cuenca que tiene más de cien años de historia de producción. Esos pozos ya perforados están ubicados en el reservorio llamado D-129.

Galuccio también anunció el descubrimiento de dos yacimientos de shale gas en Vaca Muerta, Neuquén, fuera del ámbito de Loma La Lata: Loma del Molle x-1, en sociedad con Exxon Mobil y G&P de Neuquén (YPF tiene el 45 por ciento y es el operador) y El Orejano x-2, propiedad ciento por ciento de YPF.

Aumentos en lista de espera

Galuccio enfatizó la necesidad de “reducir la brecha” que actualmente existe entre los precios de YPF y del resto de las empresas del sector. Hoy en día esa diferencia es del 14%, y la idea es que a lo largo de los próximos cinco años desaparezca. Sin embargo, consultado acerca de un posible aumento de parte de sus competidoras, Galuccio afirmó que “solamente controlaban el precio de las naftas de YPF”.

Además, advirtió que la comisión surgida del decreto 1277 todavía no fue puesta en marcha.

Pedido de ayuda

Por último, cerró con un pedido hacia los inversores. “Necesitamos ayuda y socios estratégicos”, subrayó el CEO, y agregó que la compañía “está abriendo las puertas a las inversiones, que ya están viniendo”.

En la ronda de preguntas Galuccio se mostró relajado y respondió confiado, sin demasiados rodeos. Cuando fue increpado sobre el efecto de la expropiación, señaló que “influirá en algunos inversores, pero en absoluto en otros”. En ese momento ante la pregunta de un periodista estadounidense, aclaró que la estatización “fue un caso particular” y de ninguna forma el puntapié inicial de una ola estatizadora, quizás con el objetivo de rechazar los fantasmas de “chavización” que tanto temen los mercados.

“La estabilidad financiera de YPF está asegurada”, reforzó.

 Lapolíticaonline.com