Galuccio inicia una gira por EE.UU. y Reino Unido para atraer inversores

El CEO de la petrolera YPF, Miguel Gallucio, presentará su plan de inversiones desde el viernes 21 de setiembre en Los Angeles, Londres, Boston y Nueva York. Estará acompañado por Daniel González, máxima autoridad financiera de la compañía. El objetivo es atraer inversores que participen en el desarrollo de yacimientos de crudo y gas no convencional.

El presidente y CEO de YPF, Miguel Gallucio, iniciará el viernes una gira por los Estados Unidos y por Gran Bretaña, con el objetivo de atraer inversores que participen en el desarrollo de yacimientos de crudo y gas no convencional.

La ronda de contactos fue organizada por el banco JP Morgan y la agenda del road show comprende reuniones a partir del viernes 21 en Los Angeles, Londres (24 y 25), Boston (26) y Nueva York (27 y 28 de septiembre), detalló la compañía.

Galuccio viajará acompañado por Daniel González, máxima autoridad financiera de la compañía.

Hace dos semanas Galuccio presentó en Buenos Aires un plan de inversiones por u$s 37.200 millones entre 2013 y 2017 para aumentar la producción de hidrocarburos convencionales y desarrollar reservorios de shale gas y shale oil ya detectados en Neuquén (Vaca Muerta) y en Santa Cruz, a lo que podrían agregarse potenciales hallazgos en el norte del país.

La nueva conducción de YPF detalló recientemente en Buenos Aires su “plan de alto impacto” para reactivar en lo inmediato pozos tradicionales y frenar la merma en la producción de hidrocarburos que la compañía registró durante la gestión a manos de la española Repsol-Eskenazi, y que desde hace poco más de cien días procura revertir.

El gobierno nacional logró el 3 de mayo en el Congreso un fuerte respaldo, incluso de fuerzas de la oposición, a la expropiación de 51% de las acciones por entonces en manos de Repsol, que ahora reclama ser indemnizada.

Desde su conformación como empresa mixta con mayoría estatal, YPF se planteó alcanzar acuerdos de asociación a 50% con petroleras internacionales para poner en producción los yacimientos de crudo y gas en arenas compactas, que requieren fuertes inversiones en tecnología.

YPF prometió recuperar a largo plazo el autoabastecimiento de hidrocarburos para el país y para ello reinvertirá gran parte de sus utilidades.

La producción global de petróleo tuvo una curva descendente en la Argentina desde 2001, con 46 millones de metros cúbicos anuales, hasta los 34 millones de metros cúbicos registrados en 2011.

También mermó la extracción de gas, lo que derivó en un aumento constante de las importaciones de este recurso (desde Bolivia y también vía barcos) todo lo cual implicó un costo que en 2011 rondó los 9.300 millones de dólares.

En su plan estratégico de cuatro años YPF prevé invertir por su cuenta u$s 32.600 millones y el resto correspondería a la participación de socios privados.

La asamblea de accionistas de YPF dio luz verde para que se triplique el monto previsto en su programa de emisión de deuda corporativa, hasta alcanzar los 3.000 millones de dólares.

La semana pasada la empresa colocó en el mercado local Obligaciones Negociables por unos $1.500 millones a tasas de hasta 18% anual y se prepara para emitir bonos de deuda a nivel internacional en los próximos meses.

En las últimas semanas Galuccio tuvo contactos con empresas de China y de los Estados Unidos (Chevron) y alcanzó acuerdos de cooperación en el sector gasífero con la rusa Gazprom.

En este contexto, las acciones de la petrolera cayeron 5,5% en su cotización en Nueva York y 6,43% en Buenos Aires por una toma de ganancias generalizada en el mercado, aunque fue la que más perdió localmente.

El Diario

Las dificultades de Galuccio para conseguir inversores en YPF

El CEO de la petrolera realizará una gira por Estados Unidos y Gran Bretaña con el objetivo de obtener inversiones de las principales petroleras del mundo. Pero en los mercados miran con desconfianza la intervención del Estado argentino en el sector. La opinión de los especialistas.

El próximo viernes el CEO de YPF Miguel Galuccio iniciará su «non deal road show» en los mercados internacionales con el objetivo de conseguir financiamiento para la petrolera estatal. El directivo se encargará de presentar el “plan de los 100 días” en Estados Unidos y Gran Bretaña y con ello intentará tentar a las principales compañías del sector.

Sin embargo, Galuccio no las tendrá fácil. Según un analista de Invertir Online consultado por LPO, “nadie quiere invertir” en YPF por temor al control de precios y costos que el gobierno podría realizar desde la Comisión Planificación y Coordinación Estratégica del Plan Nacional de Inversiones que dirige Axel Kicillof. Esta comisión fue creada mediante el decreto 1277 en julio pasado, con la sanción de la Ley de Soberanía Hidrocarburífera.

“Es una empresa estatal, por lo tanto se guía por cuestiones políticas y no económicas”, explicaron desde esa casa de inversión. Aún así, consideró que “puede decidir pagar tasas más altas que las de Repsol”. Es que el grupo español sí podía gozar de los beneficios del financiamiento internacional.

Esta situación ya fue percibida por los mercados, que ya parecen haber reaccionado ante la incertidumbre. Ayer las acciones de YPF se desplomaron un 6,43%, muy posiblemente por la desconfianza de los inversores sobre la suerte que podrá tener Galuccio en su expedición. Hoy si bien hubo un rebote y ganaron un 3,11%, fue insuficiente para recuperar lo perdido en la jornada previa.

Además hay otros factores que puedan influir en las negociaciones. Por ejemplo, la decisión de la Calificadora Moody’s de reducir la perspectiva de Argentina de “estable” a negativa, lo cual no implica una baja en los hechos para hoy, pero pone luces de alarma en lo que se espera a futuro de los bonos del país.

Desde otra óptica, el especialista en petróleo Gustavo Callejas aseguró que para lograr el financiamiento deseado el gobierno debería avanzar aún más con el control del mercado petrolero, como sucede en Brasil, Bolivia y Venezuela, mediante la Ley de Soberanía. “Los capitales del mundo están con Hugo Chávez y Evo Morales”, destacó. Y agregó que Galuccio “necesita que haya confianza en el gobierno y más claridad en la política petrolera”.

Según Callejas, el gobierno debería rediseñar el esquema actual y pasar a uno en el que el 100% de los recursos sean del estado, YPF completamente estatal y eliminar las concesiones de los yacimientos que actualmente siguen en manos de las provincias. El papel de las competidoras se reduciría simplemente a ser contratistas del estado.

“Así fue como funcionaba antes y ninguna empresa privada perdía plata”, recordó Callejas, en referencia a los años que van desde la creación de la petrolera hasta su privatización en los años noventa. En ese sentido, consideró que una vez que recién se den estos primeros pasos podría conseguirse financiamiento, por ejemplo ofreciendo un buen contrato en el codiciado yacimiento de Vaca Muerta. “Se están pagando las cuentas de muchos años de desajuste”, reflexionó. Por eso, opinó que es primordial que “se sepa cuánto hay” para explotar, algo que por el momento los estudio de Galuccio fueron insuficientes.

Por su parte, Félix Herrero, de Proyecto Sur, cuestionó los U$S6.500 estimados por el CEO de YPF para este año necesarios en el marco de su proyección de una inversión total de U$S37.000 en cinco años. “Ya no se llega”, adelantó Herrero. En ese sentido, subrayó que Galuccio deberá lidiar con los requisitos de las petroleras, que piden “libre disposición de ganancias, poder girar utilidades y situaciones de privilegios”.

LPO