Confirman que las petroleras van a cobrar más por sus exportaciones

El Ministerio de Economía oficializó ayer a través del Boletín Oficial la mejora en los precios que percibirán los exportadores de petróleo, tal como adelantó Clarín en su edición del 29 de diciembre.

Antes de sellar un acuerdo con YPF para la explotación conjunta de dos yacimientos de petróleo no convencional, la familia Bulgheroni (dueña de Bridas) se encontró la novedad de que venían cambios en las retenciones a las exportaciones de petróleo.

Las petroleras, que venían cobrando US$ 42 por barril, pasarán a cobrar un adicional de US$ 28, por lo que terminarán percibiendo US$ 70 por barril .

Pan American Energy (de Bridas y la inglesa British Petroleum) es la mayor exportadora de petróleo del país. La compañía quería la supresión del programa “Petróleo Plus”, que fue implementado por el Gobierno a fines de 2007.

Antes, el Gobierno le aplicaba una retención efectiva del 31% al petróleo cuando superaba los US$ 60,90. Ahora, lo hará cuando pase los US$ 80. Antes, les ponía un “techo” de US$ 42, es decir que cualquiera fuera el valor internacional las empresas no cobraban más que eso. Ahora, el nuevo “techo” es de US$ 70.

Las compañías cobrarán ese monto siempre que el crudo se encuentre por arriba de los US$ 80 .

“Petróleo Plus”, en cambio, establecía que el Gobierno le daba créditos fiscales equivalentes a US$ 28 a las petroleras que demostraban una mayor producción. Siempre y cuando se tratara de una compañía que hubiera abastecido al mercado interno. Las beneficiadas podían llegar a US$ 70 juntando los US$ 42 que cobraban y los US$ 28 del “plus”, que tenía que autorizar el viceministro de Economía Axel Kicillof.

Pero esa situación se le complicó a PAE a partir del conflicto sindical en Cerro Dragón, en Chubut, que llevó a un descenso de su producción. Con menor petróleo disponible, para la empresa era imposible cobrar ese adicional .

En cambio, con el nuevo esquema, los exportadores de petróleo recibirán US$ 70 directamente, sin necesidad de un crédito fiscal .

Cuando el Gobierno empezó a atacar la gestión anterior de YPF suspendió el “Petróleo Plus”. Pero eso afectó más a PAE que a YPF por el tipo de petróleo que produce cada una de ellas. El “escalante”, que es el de PAE, es más requerido en el exterior, ya que se trata de un crudo más “pesado” que el neuquino, el más utilizado en las refinerías locales.

La decisión de Economía fue alabada por los sindicatos . “De los 20 mil puestos de trabajo que hay en la cuenca del Golfo San Jorge, 11 mil dependen de PAE. Apoyamos el proyecto enviado por el Ejecutivo no porque estaba lo que queríamos nosotros, sino porque le abrió la puerta al marco compensador y le da la oportunidad a los comodorenses para mejorar su vida”, expresó Jorge Ávila, secretario general del Sindicato de Petroleros Privados Chubut.

iEco

———–

Un incentivo para las petroleras

Todas las petroleras que exporten tendrán garantizado un precio de 70 dólares por barril, que recibirán de manera automática, siempre que la cotización internacional del crudo supere los 80 dólares, tal como viene ocurriendo.

El Gobierno oficializó ayer un nuevo esquema de retenciones a la exportación de hidrocarburos. Hasta el momento, si la cotización internacional del crudo superaba los 60,9 dólares, las petroleras recibían un valor de corte de 42 dólares por barril y el resto se lo quedaba el Estado, pero si cumplían con una serie de metas de producción se les otorgaba un crédito fiscal adicional, equivalente a 28 dólares por barril. Por lo tanto, por cada barril exportado podían llegar a cobrar 70 dólares. Ahora, se elimina la compensación de 28 dólares y el valor de corte se eleva directamente a 70 dólares, aunque sólo rige si la cotización supera, no ya los 60,9 dólares, sino los 80 dólares. El cambio es un incentivo para las petroleras ya que garantiza los 70 dólares por barril para todas las firmas que exporten y les evita la complejidad que tenía cobrar la parte correspondiente al crédito fiscal, si es que lo percibían.

El Gobierno negoció el nuevo régimen con las provincias petroleras y las empresas del sector, fundamentalmente Pan American Energy (PAE), la principal exportadora de crudo del país, propiedad de la familia Bulgheroni, y la británica British Petroleum.

PAE se vio perjudicada en febrero del año pasado por la eliminación del programa Petróleo Plus, que desde 2008 otorgaba beneficios impositivos a las firmas que elevaran las reservas e incrementaran la producción. Gracias a ese programa, PAE exportaba el excedente del crudo pesado Escalante –que no puede ser procesado en las refinerías locales por una cuestión de calidad– al mismo precio que regía en el mercado interno. A fines de junio, el Gobierno reestableció las compensaciones con modificaciones para aquellas firmas que producían 1300 m3/día, pero PAE tenía dificultades para cumplir con las metas de producción luego de la toma de sus yacimientos por los Dragones. Además, el sistema de crédito fiscal resultaba engorroso a la hora de cobrar.

Ahora, en cambio, todos los que exporten recibirán 70 dólares por barril de manera automática, siempre que antes esté garantizado el abastecimiento interno, tal como lo establece la resolución 1679, de diciembre de 2004. “Esto significa un fuerte incentivo a las actividades de exploración y explotación en toda la cuenca petrolera de Chubut, que tiene que canalizarse con inversiones y generación de empleo”, aseguró el fin de semana el gobernador de esa provincia, Martín Buzzi, cuando ya habían trascendido los cambios que venían.

En el caso puntual de PAE, la petrolera se comprometió a fines de diciembre a incrementar sus inversiones y ese anuncio estuvo directamente relacionado no sólo con la mejora del precio que recibirá por el gas sino también con el mejor precio para exportar que se deriva de la normativa oficializada ayer.

Si el petróleo permanece por arriba de los 80 dólares, el Estado les garantizará a las petroleras 70 dólares por barril exportado, que se podrá cobrar de una manera más ágil. Ahora bien, si el precio de referencia cae por debajo de los 80 dólares, el derecho de exportación seguirá siendo equivalente al 45 por ciento del precio neto de ese impuesto (equivalente al 31 por ciento de retención efectiva), igual que hasta ahora, pero el Estado se ahorrará los 28 dólares por barril que hasta ahora estaba obligado a reconocer por el régimen de compensaciones establecido a fines de junio del año pasado.

Pagina/12