El Movimiento Argentina sin Fracking ya superó las 25.000 firmas

Los miembros del Movimiento Social y Cultural “Argentina sin Fracking” informamos que gracias a la ayuda de todos a partir de una gran campaña de difusión en las redes sociales llegamos antes de lo previsto a la meta de las 25.000 firmas. Ahora vamos por un nuevo objetivo: 50.000 firmas. Reconocidos artistas, intelectuales y trabajadores de la cultura ya se comprometieron a enviar videos para seguir fomentando la propuesta y alcanzar a esta esa cifra.

#CONCORDIA DIRECTO: ''El Movimiento Argentina sin Fracking ya superó las 25.000 firmas''

“Argentina sin fracking” es un colectivo que nace ante la preocupación que genera en nuestras comunidades y territorios el método extractivo de la fractura hidráulica más conocida como fracking. El músico Gustavo Cordera dio el puntapié inicial con un video apelando a la conciencia ciudadana para alertar acerca de los peligros que genera este tipo de extracción. Es importante que la población esté informada y pida expresamente acabar con este método. Creemos que con la participación de todos y la colaboración en la difusión es posible lograrlo. Los ciudadanos que quieran colaborar en nuestra campaña pueden hacerlo hacerlo en http://argentinasinfracking.org/.

En tal sentido y apelando al principio de prevención o al principio precautorio -ya aplicados en varios países-, en función de la experiencia global existente y dado los impactos que produce en el medio ambiente y en la la salud humana, nuestro país debe detener cualquier emprendimiento de este tipo, mediante una MORATORIA, esto es, a través de la SUSPENSION de esta modalidad de explotación en todo el territorio nacional.

En Argentina, son varias las regiones y comunidades amenazadas e incontables los conflictos socio-ambientales que irán a sumarse a los ya existentes. Si bien ya se está aplicando este método en Neuquén, Chubut y Santa Cruz, a la lista se suma Salta y otras provincias sin antecedentes petroleros como Chaco, Santiago del Estero e, incluso, Buenos Aires. Inclusive se proyecta el uso de fractura hidráulica en Entre Ríos, lo que significa una seria amenaza de contaminación del Acuífero Guaraní, la reserva de agua dulce más grande de Sudamérica. La resistencia de las poblaciones ya se ha hecho sentir, tal como lo prueban las movilizaciones en Neuquén y las acciones de amparo presentadas en numerosas ciudades y provincias, desde Entre Ríos hasta Santa Cruz, impulsados por Asambleas de vecinos, ONGS y representantes de algunos partidos políticos. Frente a la llegada del fracking, que ataca la vida, los territorios, la soberanía, activemos el freno de emergencia.

Firmá acá la petición

Diario Concordia