Una petrolera que sigue pisando fuerte

La empresa que ahora controla el Estado lidera la producción de crudo, se ubica en el segundo lugar en la generación de gas, acapara el 52 por ciento de la capacidad de refinación y domina ampliamente la venta de combustibles

Por Fernando Krakowiak | Página/12

Pese a haber perdido participación de mercado mientras estuvo en manos privadas, la petrolera YPF sigue siendo la principal empresa del sector. Lidera la producción de crudo, se ubica en el segundo lugar en la generación de gas, acapara el 52 por ciento de la capacidad de refinación y domina ampliamente la venta de combustibles. Por lo tanto, el Estado podrá disponer a partir de ahora de una herramienta clave para intervenir en el mercado de hidrocarburos.

Según datos del Instituto Argentino del Petróleo y el Gas (IAPG) de febrero de este año, YPF produjo 31.853 metros cúbicos de petróleo por día, concentrando el 34,9 por ciento del mercado. En un lejano segundo lugar se ubica Pan American Energy, la firma controlada por British Petroleum y Bridas. El top ten se completa con la brasileña Petrobras (6,8 por ciento), la nacional Pluspetrol (6,5), la china Sinopec (6,3), la estadounidense Chevron (5,6), Tecpetrol de Techint (4,1), la francesa Total Austral (2,9), Entre Lomas, de la estadounidense APCO (2,5), y Capsa, de la familia Götz (1,8 por ciento).

La producción nacional de gas es liderada, en cambio, por la francesa Total. En febrero produjo 33.459 millones de metros cúbicos diarios, concentrando el 28 por ciento del mercado. La firma superó a YPF en 2009 debido a la buena performance de sus dos plataformas off-shore en la cuenca austral (Carina y Aries, ubicadas en Cañadón Alfa y Río Cullén, Tierra del Fuego) y dos yacimientos en la cuenca neuquina (Aguada Pichana y San Roque).

YPF está en segundo lugar con el 23,8 por ciento del mercado, debido fundamentalmente a los 16.200 millones de metros cúbicos que le aporta el yacimiento Loma La Lata. La tercera ubicación le corresponde a Pan American, con el 12,5 por ciento. En este último caso, la producción se concentra en el área Anticlinal Grande-Cerro Dragón de Chubut (cerca de 9000 millones de metros cúbicos) y en el yacimiento Acambuco (otros 5600 millones), ubicado en la cuenca de Tarija, en el noroeste argentino. La brasileña Petrobras es la cuarta productora de gas, con el 9,3 por ciento del mercado. El resto de los operadores tienen participaciones marginales, destancándose Pluspetrol (6 por ciento), la estadounidense Apache (3,9), Tecpetrol (3,4) LF Company (3,4), Sinopec (1,7) y Capex (1,5 por ciento).

Es conveniente aclarar que IAPG informa la producción de los pozos que opera cada petrolera, pero en esos pozos suelen tener participación otras firmas asociadas. Por lo tanto, los datos suministrados son estimativos, ya que parte de la producción que se le asigna al operador es compartida con sus eventuales socios.

En el eslabón de la refinación, YPF concentra el 52 por ciento de la capacidad instalada a través de sus tres refinerías: La Plata (Buenos Aires), Luján de Cuyo (Mendoza) y Plaza Huincul (Neuquén). Además tiene participación en la Planta Industrial de Refinor en Salta. Entre el resto de los operadores del segmento se destacan Shell con su refinadora de Dock Sud, Esso con la de Campana, Petrobras con la de Bahía Blanca y Oil Combustibles, de Cristóbal López, con la de San Lorenzo, en Santa Fe.

En lo que respecta a la comercialización de combustibles, YPF tiene el 55 por ciento del mercado de nafta súper, seguido por Shell (17,9), Esso (12,4) y Petrobras (10,4 por ciento). En nafta premium su porción es mayor (64 por ciento), porque Repsol se había orientado fundamentalmente a ese segmento. Muy lejos le siguen Shell (19), Esso (9,1) y Petrobras (6,2 por ciento). Por último, en el mercado de gasoil YPF también concentra cerca del 60 por ciento del mercado.

Página/12