Eurnekian y Bulgheroni se suman al "fondo patriótico" de US$ 1.000 millones para YPF

El presidente de Corporación América, Eduardo Eurnekian, y los hermanos Bulgheroni, accionistas de Pan American Energy, encabezan el armado de un fondo integrado por capitales nacionales para invertir en estudios geológicos y de proyección para el yacimiento de Vaca Muerta. La Casa Rosada impulsa a otros empresarios a sumarse a la iniciativa.

Mientras el CEO de YPF Miguel Galuccio avanza en las negociaciones con la petrolera estadounidense Chveron, en su plan para conseguir socios en la explotación del megayacimiento Vaca Muerta, el Gobierno Nacional impulsa la creación de un “fondo patriótico” integrado por capitales locales que financien los primeros estudios geológicos y de proyecciones en la cuenta petrolera neuquina.

Eduardo Eurnekian, y los hermanos Bulgheroni, accionistas de Pan American Energy, encabezan el armado de este fondo. Ayer, el presidente de Corporación América confirmó sus intenciones de acompañar la iniciativa: “Ahora se abre la posibilidad de invertir en YPF y lo vamos a hacer”.

Según pudo saber LPO, Eurnekian ingresaría con un monto cercano a los 250 millones de dólares. Otra porción importante quedaría a cargo de los Bulgheroni, llamativamente luego de la decisión de cerrar la producción en Cerro Dragón por los destrozos de los gremialistas rebeldes de la UOCRA, pero ante todo porque reclama un aumento en el precio del petroleo a boca de pozo.

Todas las estimaciones indican que para lograr resultados en Vaca Muerta se necesita de, por lo menos, una inversión de 20.000 millones de dólares en los próximos cuatro años. Según explicó ayer el gobernador neuquina Jorge Sapag a LPO, serán necesarios al menos 2.000 pozos nuevos. En la actualidad se perforaron apenas 40. Semejante aporte sólo podría ser posible con capitales extranjeros.

“Dialogamos en concreto sobre distintas alternativas de cooperación. Chevron está muy interesada en articular proyectos conjuntos, y nosotros queremos socios con el peso y la experiencia de una compañía de esta talla mundial”, dijo hoy Galuccio al finalizar la reunión con el presidente para América Latina y África de Chevron, Ali Moshiri, que se llevó a cabo en la sede que YPF tiene en Puerto Madero.

Pero la Casa Rosada estaría interesada en mostrar un acompañamiento del sector empresario nacional antes de anunciar un acuerdo de asociación con una petrolera internacional -hasta el momento, la mejor posicionada es Chevron, como anticipó LPO- para explotar el shale oil y shale gas de Vaca Muerta, objetivo que promete revertir en pocos años el déficit de la balanza energética argentina.

Fuertes rumores también indican que, en esta búsqueda de aporte locales, el Gobierno Nacional no le cierra la puerta a la familia Eskenazi, aunque esta posibilidad parece difícil luego del conflictivo proceso de nacionalización de parte de sus acciones en YPF.

“Nadie se contacto con nosotros”, fue la respuesta de fuentes del Grupo Petersen ante la consulta de La Política Online.

LPO