Fuerte Esperanza: Campesino denuncia persecusión y daños en El Impentrable, Chaco

Fuerte Esperanza, El Impenetrable, Chaco.

El productor campesino Carlos Santillán y familia viven en el Paraje Belén, jurisdicción de Fuerte Esperanza, departamento Gral. Güemes, en la provincia del Chaco; esta zona pertenece a la subregión chaco seco, con un clima muy adverso para vivir y producir en el campo. Santillán denuncia que es discriminado por funcionarios del gobierno del Chaco, en el proceso de adjudicación de tierras por su condición de campesino criollo; afirma que por esa razón a sufrido persecución e importante perdidas en su producción. Santillán explica que su familia es discriminada en la adjudicación de tierras al igual que centenares de pequeños ganaderos criollos.

A continuación compartimos un breve relato de Carlos Santillán:

“El problema principal que tiene mi familia es la escases de tierra para criar los animales; yo soy pequeño ganadero, esa es mi profesión, eso es lo que yo sé hacer para vivir, para mantener mi familia y para hacer estudiar mis hijos/as, nosotros creemos que trabajando se puede o se debe vivir mejor, pero a mi familia le va mal porque sufrimos discriminación, persecución y muchos daños”.

“Quiero que sepan: yo empiezo a ocupar el lugar donde vivo, en el paraje Belén, en el año 1.989, porque necesitaba un pedazo de tierra y monte para construir mi casa y criar mis animales (vaca, chivas y cerdos); en el año 1.990 hice la primer exposición en el Instituto de Colonización del Chaco, es lo que podía hacer, en ese tiempo no me permitían hacer otro tipo de trámites”.

“Cuando yo empiezo a poblar el lugar era todo monte, yo comencé a hacer picadas, limpiezas, corrales, perforación, casa, posteados y alambrados en la tierra que yo ocupaba con mis animales; porque en esa época era todo campo abierto”.

“En el año 2.000 el Instituto de Colonización me adjudica 250 hectáreas, me dicen que más no podían adjudicarme, luego me des- adjudican porque decían que se extravió mi carpeta; en el 2007 me vuelven a adjudicar las mismas hectáreas. Nunca me quisieron adjudicar más porque yo era criollo, sin embargo a los empresarios desconocidos les otorgan miles de hectáreas, como así también a los que van a vender las adjudicaciones se les facilita los trámites. Mi hija Cintia hace 2 años que hizo la solicitud de 250 hectáreas y hasta la fecha no tiene respuestas”.

“También el año 2.000, tuve problemas con unos empresarios que venían de otros lados, ellos alambraron, desmontaron y se apropiaron de grandes extensiones de tierras. Estos empresarios cerraron mis animales dentro de la tierra que alambraron, me robaron varias vacas y aparte me denunciaron para cobrarme daños y perjuicios; es decir que me quitaron el pasteadero de mis vacas, me robaron animales y aparte me denunciaron… todo mal, todo al revés”.

“En el año 2.007, los terratenientes usurpadores me denuncian por corte de alambrado, lo tenían todo arreglado con las autoridades, estuve detenido en la comisaria de Fuerte Esperanza, los policías me leyeron un papel donde decía que encontraron mis huellas en la zona…, recuerdo que el comisario era de apellido Vargas y el oficial Gauna”.

“También en el año 2007, quedan cerrados mis animales en el establecimiento la soñada y varias de ellas mueren de sed en ese campo”.

“En el año 2008 estuve preso porque denunciaron que mis animales estaban en la vía pública, mientras estuve preso se me perdieron algunas vacas”.

“Entre el año 2000 a 2008 le roban a mi familia 100 cabezas de vacunos en el campo de un terrateniente y en el campo de otro terrateniente (amigos del poder) se nos pierde 86 cabezas”.

“En el 2010 me roban 36 cabezas, y en lo que va del 2012 se me están muriendo más de 80 cabezas como consecuencia de la sequia, mi campo es muy chico, no queda pastura entonces mueren de hambre y sed”.

“Hace alrededor de 7 meses el Instituto de Colonización adjudico la mayor parte de la tierra que yo ocupaba a algunos vecinos, algunos en condiciones legales y a otros violando la Ley de tierras del Chaco, y como consecuencia mi familia queda cada vez con menos tierras. También me cortaron y me quitaron más de 1.000 de alambrado, hice las denuncias que corresponden pero no pasa nada, aparentemente son todos cómplices. Yo, en varias oportunidades recurrí a las autoridades del Instituto de Colonización para que me adjudiquen más tierra, pero nunca me resolvieron nada, todo lo contrario me quitaron la mayor parte de la posesión. Un funcionario de colonización me dijo: para que queres tierra, mata todas tus vacas y déjate de joder”.

“Por último, todos sabemos los privilegios inexplicables que tienen los empresarios que vienen de afuera, están explotando el monte y se apropian de grandes superficies de tierra, mientras el criollo por hacer un poste puede ir preso y las autoridades les hacen la vida imposible por un pedazo de tierra. Yo no quiero pagar coima, ni meterme en cosas raras, tal vez por eso tengo tantos problemas”.

“Yo hice campaña y vote al gobernador Capitanich, porque el prometió en su campaña electoral que durante su mandato iba a resolver los problemas de tierra en El Impenetrable, pero aquí seguimos esperando y con muchos problemas, mi familia tiene cada vez menos tierras y menos vacas, si seguimos así vamos a quedar sin animales y en la calle”.

Desde el FNC pedimos al Gobierno del Chaco se tomen las medidas legales que corresponden para resolver el problema de tierra de Carlos Santillán y de otros centenares pequeños ganaderos de El Impenetrable.

Atte. Benigno López

Contacto:
Carlos Santillán, Cel. 03644615157