La Secretaría de Energía multó a YPF por retacear información

La Secretaría de Energía multó a YPF en U$S 133.578 por un atraso en el suministro de información técnica en la concesión Magallanes. Es por una investigación que el Gobierno había iniciado cuando la petrolera era controlada por Repsol. 

Daniel Cameron, responsable de esa Secretaría, firmó la aplicación de la sanción, que también es extensiva a Enap Sipetrol, socia de YPF en ese yacimiento, que deberá abonar U$S 111.315 también por un incumplimiento, según se publicó el lunes en Boletín Oficial.

A fines de 2011, cuando el Gobierno se lanzó a la ofensiva para sacar a la española Repsol del control de YPF, se abrieron varias investigaciones sobre supuestos incumplimientos de la compañía, según señala el diario Los Andes.

La mayoría de esas causas administrativas se detuvo cuando se expropió la mayoría de YPF, pero algunas continuaron, como un expediente por una deuda con la AFIP y los problemas con la información de esta concesión. Durante el verano de 2012, los gobiernos provinciales revocaron varias concesiones, que luego devolvieron cuando el Estado tomó el control de YPF.

En Magallanes está la concesión de transporte de petróleo Batería Magallanes-Paso Fronterizo Danuel y la concesión de explotación del área Poseidón. En octubre de 2011, la Secretaría de Energía informó a YPF y Enap Sipetrol que había “inconsistencias detectadas en los datos asociados a las instalaciones, que conllevan a una evaluación imprecisa de la integridad de los ductos” en la concesión.

También las acusó de “incumplimiento del reglamento” y “falta de un plan de gerenciamiento de integridad aceptable”. “Se advirtió a la empresa que no puede deslindar su responsabilidad”, escribieron los representantes de Cameron.

Aunque depende del Ministerio de Planificación, a cargo de Julio De Vido, Daniel Cameron suele tener alguna independencia en esta clase de decisiones. “Es una cuestión muy técnica, en relaciones a fases de información que se va suministrando al ente regulador”, explicó un consultor.

Según el Boletín Oficial, la sociedad en la que está YPF estaba obligada a entregar información en cinco entregas. Cada uno de esos envíos debía llegar en fechas exigidas por la Secretaría de Energía.

Para el ente regulador, los plazos no fueron cumplidos. Las empresas refutaron y trataron de demostrar que no había incumplimientos, pero Energía desestimó las presentaciones. La multa está calculada en base a cierta cantidad de petróleo y, si bien es en dólares, deberá pagarse en pesos al cambio oficial.