Por los equipos de San Antonio se formó una mesa de trabajo entre YPF y Petroleros

Con la intervención del Gobierno provincial, se avanza en una mesa de trabajo con el gremio petrolero, San Antonio e YPF frente al posible retiro de equipos en la cuenca. Las partes coincidieron en valorar la instancia de diálogo que se abre para continuar con más reuniones y poder sostener las fuentes laborales.

Ante la preocupación del Sindicato de Petroleros Privados Chubut por el traslado de tres equipos de perforación a Neuquén, YPF y el gremio que conduce Jorge Avila abrieron una mesa de trabajo. Ayer estuvieron sentados por primera vez y pasaron a un cuarto intermedio hasta el lunes.

Durante el encuentro se garantizó la estabilidad de los trabajadores y se dejó en claro que la medida de traslado no afecta en absoluto a los equipos que YPF comprometió para la Cuenca del Golfo San Jorge dentro de su plan de inversión para 2013, mientras que desde el Estado provincial se sostuvo que la fuente laboral de los trabajadores está garantizada.
El director por Chubut de YPF, Oscar Cretini, señaló que los equipos que se trasladan no afectan de ningún modo el plan de acción en la provincia. El objetivo ahora es brindarle toda la información disponible al sindicato para llegar a un entendimiento, con la garantía de que se sostendrá la actividad y las fuentes de empleo.
Los equipos están a cargo de San Antonio, contratista que presta servicios a varias operadoras en la cuenca. El traslado de los equipos es por cuestiones operativas y no por desinversión, aclararon desde la contratista y desde la operadora renacionalizada.
En ese sentido, Jorge Castillo, gerente de operaciones de San Antonio, indicó: “las negociaciones seguirán durante los próximos días, cada uno nos llevamos tareas para resolver, nosotros como empresa tenemos que ver el tema interno de los equipos y el personal para la próxima reunión”. Y agregó que “los equipos están parados a la espera de ver si se van a Neuquén y otros si se quedan acá”.
Castillo detalló que uno de los equipos es el que perforó el pozo no convencional, otro venía de operaciones en Punta Arenas, Chile y el tercero estaba al servicio de la operadora Sinopec en Santa Cruz, y que si bien afecta de manera directa a 90 trabajadores “estos están ocupados dentro de la compañía con el resto de los equipos”.
El gerente de operaciones de San Antonio sostuvo que “bajo ningún punto de vista se considera algún despido o se llegó a pensar en eso”, y destacó que las condiciones están dadas “para poder resolver entre las partes y llegar a un acuerdo”.

DEFENSA DE EMPLEOS
El secretario general del Sindicato de Petroleros Privados, Jorge Avila, señaló que desde “el sindicato se dejó en claro que el posicionamiento es defender más que nada la maquinaria porque defender la maquinaria es defender los puestos de trabajo”. Destacó que se haya puesto en común la información con la que se contaba.
Avila adelantó que en los próximos días se continuará con una serie de reuniones “para tratar por todos los medios de evitar un conflicto”, y señaló la posibilidad de una redistribución de la mano de obra, apuntando fundamentalmente a la retención de equipos de torre.
El ministro de Hidrocarburos de Chubut, Ezequiel Cufré, señaló que ahondaron en cómo afectaría la operación de los trabajadores este traslado. Dijo que desde el gobierno provincial verificaron que los equipos perforadores que están comprometidos en el plan de inversión de YPF se encuentran en actividad.
“No se trata de trabajadores que estaban realizando tareas únicamente para YPF, con lo que también van a estar involucradas otras operadoras, porque es una cuestión general”, aclaró Cufré e indicó que “YPF se ofreció a trabajar para dar soluciones como también lo harán el resto de las operadoras”.

El Patagónico