El municipio de Plottier intimó a Pluspetrol

Envió actas de inspección solicitando a la empresa dos partes diarios sobre la situación y que informe con anticipación por la maniobra a utilizar para apagar las llamas. Además confirmaron que cuando finalicen los trabajos presentarán infracciones ambientales. La empresa accedió al pedido de seguridad de los vecinos.

Desde el municipio de Plottier se intimó con dos actas de inspección a la empresa Pluspetrol, propietaria del pozo 1513 que parmanece incendiado, a que informe dos veces por días la situación sobre el avance de las tareas y también que avise con anticipación la maniobra definida para cerrar el siniestro.

 

“Basciamente lo que solicitamos es mayor comunicación y que nos informen con tiempo los cambios que puedan surgir”, explicó el director de Medio Ambiente de la comuna, Américo Llancapan, quien criticó la postura inicial de la firma y sentenció “nos dejaron afuera”.

 

El funcionario comentó que los expertos de Estados Unidos definirán la manera de actuar para sofocar las llamas. Que el incendio se encuentre tan cerca de viviendas familiares acorta las posibilidades de acción e incluso alguna de las maniobras podrían incluir una evacuación preventiva.

 

Llancapan indicó que los trabajos de enfriamiento continúan en el pozo de gas y que los vecinos intentaban realizar con normalidad sus tareas. “Hoy no hay nadie mirando los trabajos, ni siquiera curiosos”, señaló el funcionario y agregó que “quizá la reunión de ayer donde le transmitimos la información disponible y tratamos de responder todas las preguntas ayudó a llevar tranquilidad”.

 

Los vecinos participaron de una reunión con la empresa en el playón del barrio 109 Viviendas a la que asistieron responsables de Pluspetrol. Allí la firma accedió al pedido para sumar seguridad y vigilancia a las casas asumiendo los costos por efectivos adicionales y contratando seguridad privada.

 

Pese a que no existirían riesgos algunos vecinos dejaron sus viviendas por temor a que la situación cambie y por las molestias causadas por el potente ruido que genera la pérdida. Muchos de ellos denunciaron que tuvieron intentos de robos en sus domicilios e incluso algunas casas fueron violentadas.

 

Finalmente Llancapan confirmó que desde el municipio también le dejaron en claro que una vez finalizadas las operaciones “vamos a labrar las actas de infracción correspondientes por lo sucedido”. También se realizarán análisis por lo que pudieran ser hechos contaminantes.

Río Negro