Repsol analizará una propuesta del Gobierno por la expropiación de YPF

Se trata de la creación de una sociedad para explotar Vaca Muerta en la que la española tendría el 47 por ciento.

La empresa española Repsol analizará esta semana una propuesta del gobierno argentino para compensar la nacionalización del 51% de YPF.
La oferta fue enviada a través de la mexicana Pemex, que tiene casi el 9,50% del capital de la petrolera española, y sería analizada mañana por el consejo de administración de Repsol.
La propuesta pasa por la creación de una sociedad para la explotación del 6% de Vaca Muerta en la que YPF tendría una participación del 51%, Repsol del 47% y Pemex del 2%, según fuentes del sector citadas por los medios españoles.
La petrolera española recibiría 1.500 millones de dólares en bonos argentinos y tendría que invertirlos en la sociedad conjunta. Repsol debería además dar marcha atrás en todos los litigios judiciales iniciados con el fin de obtener una compensación por la expropiación del 51% de YPF.
Los medios españoles estiman que hay pocas posibilidades de que Repsol acepte la propuesta, ya que la petrolera presidida por Antonio Brufau no obtendría realmente una indemnización, sino una invitación a invertir en el campo de Vaca Muerta, teniendo que realizar grandes esfuerzos en una empresa de la que no tendría el control.
La oferta está valorada por YPF en 5.000 millones de dólares: 1.500 millones en bonos y 3.500 millones de la participación en la sociedad, algo que los medios españoles consideran inflado.

Cotización
Analistas bancarios de España aseguran que YPF valoraría la oferta en unos 3.800 millones de euros por debajo del valor en libros del 51% de YPF expropiado a Repsol. Aunque reconocen que la oferta es claramente inferior a lo que reclama Repsol, los analistas consideran que se trata de un buen primer paso para continuar las negociaciones.
Desde que el gobierno argentino expropió en mayo del año pasado el 51% de YPF en manos de Repsol, hubo varios intentos de acercamiento por parte de la petrolera española, de los principales accionistas y de ambos gobiernos.

Negociaciones
Según medios españoles, desde mayo de este año, la mexicana Pemex comenzó a intermediar con el gobierno de Cristina Fernández.
Repsol, que tiene interpuestas diversas demandas en los tribunales internacionales, se ha mostrado dispuesta a negociar pese al claro enfrentamiento entre la Casa Rosada y el presidente de la petrolera, Antonio Brufau.
En el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones (CIADI), la española reclama una compensación inicial de alrededor de 10.500 millones de dólares.
La Caixa, Sacyr y Pemex, las principales accionistas de Repsol, exigieron a Brufau un acuerdo rápido con Argentina por YPF y pusieron como plazo hasta mediados de julio para que retome las negociaciones y obtenga algún resultado. El fin del conflicto ayudaría a que la petrolera argentina pueda concretar más socios para explotar Vaca Muerta.

La Mañana de Neuquén